1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Global Ideas

La India lucha contra el cambio climático

La India y China son las dos mayores economías emergentes de Asia. Algo que tiene graves consecuencias para el medio ambiente. Sin embargo, la India se preocupa sobremanera de la protección del medio ambiente.

default

Habitantes de Bhubaneswar, en la India, se protegen de la lluvia tras el paso del ciclón "Aila".

En mayo de 2009, el ciclón "Aila" barrió el Delta del Ganges. Olas de varios metros de altura anegaron islas, destruyeron viviendas y campos de cultivo, 300 personas perdieron la vida y 200.000 más tuvieron que abandonar sus hogares: refugiados climáticos. Aunque las tormentas tropicales son un fenómeno frecuente en el mayor delta fluvial del mundo, el ciclón "Aila" sorprendió a la población autóctona. Llegó en un mes en el que nunca antes se había registrado una tormenta de esas características.

"Aila" sirvió para constatar por qué el Delta del Ganges es un foco del cambio climático en Asia. Allí es realidad, desde hace ya mucho tiempo, lo que en muchos países de Europa y en América del Norte todavía es simple materia de conferencias: los fenómenos atmosféricos extremos, como inundaciones y sequías aumentan en la India desde hace años.

Bangladesch nach dem Zyklon Aila Flash-Galerie

Refugiados climáticos: el ciclón "Aila" obligó a muchas familias a buscar un nuevo hogar.

Consecuencias devastadoras previsibles

Los expertos consideran que el cambio climático podría tener terribles consecuencias para la India. El economista estadounidense William Cline, del Instituto Peterson de Economía Internacional de Washington, calcula que el calentamiento global provocará la pérdida de más de dos terceras partes de las cosechas de aquí al año 2080. Ninguna otra región del mundo afronta una amenaza de tales dimensiones, escribe Cline en la página web del Instituto (ver enlace al final del artículo).

Proporcionalmente, sin embargo, los habitantes de la India contribuyen en menor medida al cambio climático. El balance climático del séptimo mayor país del planeta es bueno, si lo comparamos con las emisiones de gases de efecto invernadero de países como Estados Unidos o China. Por supuesto, a ello contribuye también la pobreza que todavía afecta a grandes capas de la población india. El ministro de Medio Ambiente, Jairam Ramesh, realizó en una ocasión la siguiente comparación: "nuestras emisiones de gases de efecto invernadero son 'emisiones de supervivencia', mientras que las emisiones de Estados Unidos son 'emisiones de lujo'".

Greenpeace: "país emergente creíble"

Hace ya mucho tiempo que los habitantes de la India tomaron conciencia de la necesidad de contribuir a la lucha contra el cambio climático para no convertirse en víctimas del mismo. La India es especialmente activa en el ámbito de las energías renovables, explica Martin Kaiser, responsable de Política Medioambiental Internacional de Greenpeace Alemania. El país asiático supo ver desde un primer momento que las energías renovables constituían un enorme mercado en crecimiento beneficioso para su propia economía y decidió subirse al tren en el momento justo. "Eso es muy bueno", considera Kaiser, "porque resulta mucho más creíble que un país emergente invierta en esas tecnologías y contribuya a extender su utilización a que lo haga un país industrializado con el objetivo de ganar dinero. Además, sirve de modelo para otros países en vías de desarrollo que, ojalá, sigan su camino en breve".

La India dispone hoy en día de una capacidad de generar energía eólica de alrededor de 1.700 megavatios. Con ello, se sitúa como el quinto mayor productor de energía eólica del mundo. Los expertos calculan que, en el horizonte de 2030, la India cubrirá un 15% de su demanda energética través de energía eólica.

Windpark am Kap Comorin in Tamil Nadu

Construcción de una instalación eólica en la India.

Además, el país intenta evitar los errores de los países industrializados en lo que respecta al consumo de energía en las grandes industrias. Las grandes compañías indias están obligadas por ley a introducir la figura del denominado "gestor energético". Un profesional que se encarga de detectar los puntos débiles en materia de eficiencia energética y ayudar a solucionarlos. Los "gestores energéticos" también informan a las autoridades supervisoras sobre los balances energéticos de las empresas indias.

Utilizado millones de veces: pequeñas instalaciones solares

En el archipiélago de Sunderbans, en el Delta del Ganges, sus habitantes –la mayoría de los cuales viven en situación de pobreza- también contribuyen a combatir el calentamiento global: generando electricidad gracias a pequeñas instalaciones solares. Aunque normalmente su capacidad apenas alcanza para alimentar lámparas de bajo consumo un aparato de radio o televisión, hablamos de un volumen de población más que significativo. Según los datos del fabricante indio de instalaciones solares Geetanjali Solar Enterprise, la mitad de los 4,5 millones de habitantes de Sunderbans dispone ya de una de esas instalaciones solares. Una cifra muy superior a la que registran las grandes ciudades europeas o estadounidenses, donde el cambio climático (todavía) no afecta a la supervivencia diaria de las personas como sí lo hace en el Delta del Ganges.

Autor: Martin Schrader
Redacción: Emili Vinagre

Audios y videos sobre el tema