1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Sociedad

“La fosa de Lorca es el cementerio de todas las víctimas”

El poeta Federico García Lorca fue una de las primeras víctimas de la represión vivida durante la Guerra Civil española. Sobre la búsqueda de su nunca recuperado cadáver habló DW-WORLD su sobrina Laura García Lorca.

default

Federico García Lorca, poeta y dramaturgo.

El juez de la Audiencia Nacional española Baltasar Garzón se ha declarado competente para investigar crímenes de la Guerra Civil y el franquismo. A este primer paso le seguirá la apertura de 19 fosas comunes en las que reposan los restos de represaliados durante el conflicto y el terror posterior.

Sin embargo, no todos en España están de acuerdo con remover de este modo el pasado. DW-WORLD conversó con Laura García Lorca, sobrina en segundo grado del poeta y dramaturgo español Federico García Lorca.

DW-WORLD: Hasta ahora, la familia Lorca se oponía a la exhumación del poeta, ¿han cambiado de opinión?

Geburtshaus von Federico Garcia Lorca bei Granada

Casa natal de Lorca en Fuente Vaqueros, cerca de Granada, Andalucía, España.

Laura García Lorca: No, nosotros seguimos manteniendo la misma postura en cuanto a la exhumación de los restos de nuestro tío. Pero no nos vamos a oponer a una decisión judicial y tampoco queremos enfrentarnos a otras familias que quieran recuperar los restos de sus allegados. Las dos posturas, tanto la de las familias que quieren abrir las fosas como la nuestra, son legítimas y comprensibles.

Manuel Fernández Montesinos, otro de los sobrinos de Lorca, dice que abrir la fosa es una profanación y que estudia la posibilidad de recurrir a medios legales para impedirlo, ¿están ustedes divididos en esta cuestión?

En 2003 nos reunimos todos para hablar de este asunto. En aquella ocasión, redactamos un comunicado en el que dábamos a conocer nuestra postura. Esas declaraciones las hizo Manuel Fernández Montesinos a título personal, y después de ellas volvimos a encontrarnos para confirmar de nuevo que nuestra postura es la de no oponernos a la exhumación, pero tampoco dejar de transmitir nuestro descontento.

¿Qué significado tiene para la familia Lorca el lugar donde se cree que reposa su tío?

Para nosotros, esa fosa es un cementerio. Se creía que en ella reposaban unos 1.000 fusilados y ahora se dice que en el barranco de Viznar podría haber hasta 3.000 muertos. La idea de rebuscar entre los restos de unos y de otros nos parece terrible. ¡De la mayoría de esas personas ni siquiera se conocen los nombres! Si se les quiere devolver la dignidad hay que darles primero un nombre. Las exhumaciones son secundarias.

Spanien Bürgerkrieg Aufarbeitung DAs Grab des spanischen Dichters Federico Garcia Lorca

Lápida en la fosa común en donde se presumen los restos de Lorca junto a, probablemente, otras miles de víctimas del franquismo.

Usted dice que le tiene miedo a la apertura, ¿por qué?

Por un lado, me da miedo que ese lugar, que es un lugar para la memoria de todos los fusilados, se desvirtúe. Me da miedo que no se puedan identificar algunos cadáveres y haya que volverlos a la fosa común. Y me da miedo que todo esto se convierta en un espectáculo mediático, cosa que tratamos de evitar pero que es muy difícil de conseguir.

El historiador Ian Gibson señaló un punto en la carretera de Viznar, debajo de un olivo, en el que se dice que está enterrado el poeta con tres personas más, ¿cree que está allí?

No lo sabemos. Hay muchas dudas y diferentes versiones.

¿Y no les gustaría saber exactamente dónde están los restos de su tío?

No, nosotros ya tenemos un cementerio. Y ese lugar es un sitio para el recuerdo en el que no se olvidan la represión fascista ni los espantosos asesinatos que tuvieron lugar en España. Es el cementerio de todos.

Si finalmente se abre la fosa y encuentran en cadáver de su tío, ¿qué harían con él?

Lo dejaríamos donde está. Está en buena compañía. Su presencia en este lugar ayuda a recordar la presencia de los demás. Por eso nos hubiera gustado que su paz no se perturbe.

¿Teme que no se encuentre nada?

Tal vez. Ha pasado muchísimo tiempo. Los mismos científicos dicen que no saben en qué estado podrían estar los restos. No se sabe...

Autor: Steffen Leidel.

Editora: Luna Bolívar Manaut.