1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

¿La cooperación sobra en una región en auge?

Once países latinoamericanos de renta media salen del programa de cooperación y varios salen también de acuerdos arancelarios preferenciales. ¿Cómo ve esto la Eurocámara? ¿Y Ecuador, a quien afectan ambas decisiones?

default

Proyecto europeo de desarrollo rural en Ecuador.

No habrá más al parecer proyectos como la construcción de una carretera de Guayaquil (Ecuador) a Piura (Perú). Construida entre 2005 y 2009, esta obra de infraestructura costó 51 millones de euros, de los cuales casi 37 fueron aportados por los fondos de EuropAid. Tampoco habrá más proyectos como el que dotó a 812 familias de la parroquia andina de Sigsipamba de equipo para industrializar sus productos frutales. ¿La razón? A partir de 2014, once países de renta media de América Latina salen de la lista de receptores de cooperación al desarrollo.

No más infraestructura

“No haremos más proyectos de infraestructura y tampoco proyectos bilaterales en la región. Pero no es que vayamos a empacar y marcharnos”, explicaba ante el comité de desarrollo del Parlamento Europeo Jolita Butkeviciene, directora de programas para América Latina. Los proyectos en curso serán terminados; por otro lado, los programas regionales y nuevos fondos para la inversión reemplazan a proyectos, cuya utilidad se pone en duda.

Ecuador Südamerika

Proyecto europeo de refuerzo a la sociedad civil en Colombia.

No es la hora

No obstante, en un informe del Parlamento Europeo, para el marco financiero 2014-2020 se recuerda al ejecutivo de la UE que esos países se encuentran entre los más desiguales del mundo. Y además que la UE está comprometida con la consecución de los Objetivos de Desarrollo del Milenio para el 2015: erradicar la pobreza es el objetivo número uno.

Se trata sobre todo de continuar la asistencia europea en Colombia, Perú y Ecuador. Justo ahora cuando Bogotá y Lima están a punto de acabar el largo proceso de un acuerdo comercial con la UE, Quito –que optó por interrumpir las negociaciones en 2009- baraja la posibilidad de suscribirlo.

¿Todos los caminos conducen al tratado comercial?

¿Qué hay en el fondo? Ecuador era beneficiario tanto de la ayuda bilateral como de un sistema preferencial de exportación de productos bajo el lema de “comercio para el desarrollo”. La crisis europea y el crecimiento explosivo de la región latinoamericana ha llevado a repensar las relaciones. Y Ecuador, país de renta media, sale de los países de cooperación; y sale de los que tienen un acceso sin aranceles al mercado europeo a donde se destina un 30 por ciento de su producción no petrolera.

Así, esta semana Ricardo Patiño, canciller del país andino, conversó en Bruselas con Catherine Ashton, la Alta Representante de Política Exterior y con el comisario europeo de Comercio, Karel De Gucht. De “provechosa, importante y sumamente exitosa” calificó la visita el embajador de Ecuador, Fernando Yépez Lazo. “Queremos avanzar en un acuerdo de comercio con la Unión Europea que recoja las particularidades del país, que respete su constitución y su modelo de desarrollo”, explica el diplomático ecuatoriano a DW.

Gemeindetraining in Ecuador Südamerika

Reforzando a las comunidades de minorías étncias afroamericanas, Esmeraldas-Ecuador.

En caso de que las conversaciones prosperasen, todo deberá cuajar antes de que acabe el proceso de ratificación del acuerdo con los dos vecinos. La opción de incorporarse a Mercosur también está en el aire; pero el camino hacia la UE está bastante más allanado. Y el tiempo apremia pues el actual sistema arancelario favorable concluye con el año 2013. Un “acuerdo para el desarrollo”, sería deseable, observa el embajador ecuatoriano.

¿Socios al mismo nivel?

¿Corroboraría el caso de Ecuador a la Comisión Europea que el auge económico de la región –una de las más desiguales del mundo- y los nuevos instrumentos comerciales hacen ya innecesaria la asistencia europea? De eso se trata en los actuales debates.

“La UE tiene que seguir colaborando con los países de renta media para que desarrollen su máximo potencial como líderes en la lucha contra la pobreza y el desarrollo a nivel regional”, aconseja en el informe el eurodiputado Ricardo Cortés Lastra.

“No es que vayamos a dejar de colaborar”, informa por otra parte Rafael Gelabert del Servicio de Acción Exterior de la UE. “Vamos a centrarnos en los países más pobres y dentro de esos paises en los sectores puramente sociales. Para los otros habrá nuevos instrumentos de cooperación como el partenariado”, anuncia Gelabert hablando de una “relaciones de actores al mismo nivel”.

¿Al mismo nivel? Al respecto, el informe de Cortés Lastra dice: “No podemos olvidar que son las mujeres y los grupos minoritarios étnicos los que experimentan una mayor desigualdad y exclusión. Ecuador, por ejemplo, tiene casi 5 millones de pobres –un 36% de su población total de los cuales casi 2 millones son mujeres que viven en la extrema pobreza. Además, según informes de la OMS, el 70% de las mujeres ecuatorianas entre 15 y 44 años de edad son víctimas de violencia machista”.

Discusión, a toda vela

Como fuere, aún no se sabe en qué proyectos se concentrarán los fondos de la UE. Según informa a DW Wojtek Talko, portavoz del comisario europeo de Desarrollo, en la “Agenda para el cambio” se trata de enfocarse en seguridad alimentaria, energía y agricultura, “en todo lo que tenga que ver con desarrollo humano”.

Kinder Slum Lima Peru

Una economía en auge, pero con la sociedad más desigual

En cualquier caso, por su parte, el diplomático ecuatoriano se declara satisfecho con la evolución de las relaciones y ve con buenos ojos que la cooperación bilateral se convierta en regional. Que, por ejemplo, en vez del proyecto en Sigsipamba haya uno regional de control de fronteras. Pero, ¿los pobladores de Sigsipamba tendrán alguna opinión al respecto?

“Es imprescindible involucrar a las autoridades nacionales y a la sociedad civil en la definición de prioridades”, recomienda el informe del Parlamento que será votado por la eurocámara, en calidad de recomendación, a mediados de abril.

Autora: Mirra Banchón
Editor: Enrique López

DW recomienda