1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Líder zeta, presunto cerebro del asesinato de Anabel Flores

Josele Márquez "el Chichi", líder regional del cártel de Los Zetas, es señalado por Javier Duarte, gobernador del Estado de Veracruz, como autor intelectual del asesinato de la periodista.

Mexiko Demonstration Ermordete Journalisten

Protesta en México contra los asesinatos de periodistas.

El gobernador del estado mexicano de Veracruz, Javier Duarte, dijo el sábado (13.02.2016) que Josele Márquez "el Chichi", líder regional del cártel de Los Zetas detenido el 2 de febrero, es señalado como autor intelectual del asesinato de la periodista Anabel Flores Salazar. La periodista, que informaba sobre casos policiales para el diario El Sol de Orizaba, fue sacada a la fuerza el lunes pasado por un grupo armado de su vivienda en el municipio de Mariano Escobedo, en la región montañosa central de Veracruz. Un día después, su cadáver fue hallado con señales de tortura en el vecino estado de Puebla.

El gobernador dijo a través de la red social Twitter que Márquez está vinculado con "muchos crímenes", pero no dio detalles sobre por qué se le relaciona con el de la periodista. Duarte publica a su vez un tweet hecho por Mariana Contreras (posible pseudónimo de Anabel Flores, la periodista asesinada), poco después de que detuvieran a "el Chichi" el pasado 2 de febrero. En ese tweet, Contreras-Flores informa de quién es el sucesor de Márquez "el Chichi" tras el arresto de este e insta a la gente a no tener miedo de denunciarlo.

El Chichi fue capturado el 2 de febrero pasado por fuerzas federales en un operativo realizado en la ciudad de Córdoba (Veracruz) y trasladado al penal de Amatlán de los Reyes. Márquez fue trasladado ayer sábado a la cárcel de máxima seguridad de Puente Grande, en el estado de Jalisco, señaló Duarte, quien añadió que el líder zeta está vinculado al ataque a las instalaciones del periódico El Buen Tono, ocurrido en 2011. El 6 de noviembre de ese año un grupo ingresó a las instalaciones centrales del diario, roció gasolina y les prendió fuego.

Veracruz es el estado mexicano con el mayor número de periodistas asesinados, con 15 casos entre enero de 2005 y julio de 2015, que se suman a cuatro más de comunicadores desaparecidos.

MS (efe/rtrla)

DW recomienda