1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Kerry consigue un acuerdo sobre Al Aqsa

El secretario de Estado estadounidense sirvió de mediador entre Jordania e Israel para rebajar la tensión con los palestinos en Jerusalén. Su gira por Oriente Medio le lleva ahora a Arabia Saudí.

El secretario de Estado estadounidense, John Kerry, anunció un acuerdo entre Jordania e Israel para gestionar la mezquita de Al Aqsa, epicentro de las tensiones en Jerusalén, en un intento de poner fin a la actual crisis entre palestinos e israelíes que se ha cobrado ya 65 vidas. Desde Ammán y tras reunirse con el jefe de la diplomacia jordana, Naser Yudeh, Kerry explicó que "las nuevas medidas" serían detalladas por el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu.

Este ha aceptado una videovigilancia las 24 horas del día de la Explanada de las Mezquitas, que se impida a los judíos rezar allí y que no se divida el uso del lugar entre ambas partes. "Hoy esperamos que podamos comenzar a pasar página a este período tan difícil", señaló Kerry, quien añadió que la única manera de avanzar es trabajando conjuntamente y destacó el decisivo papel del rey de Jordania en las negociaciones.

Kerry se reunió, a puerta cerrada y por separado, con el presidente palestino, Mahmud Abás (en la imagen), y el rey Abdalá II. Tras estos encuentros, Kerry emprendió viaje a Arabia Saudí, donde tiene previsto entrevistarse con las autoridades del país, entre ellas el propio rey Salman. La situación en Palestina y la presencia rusa en Siria son los principales temas de su agenda allí.

Mientras, cientos de manifestantes protestaban en Tel Aviv por la ola de violencia y exigían soluciones pacíficas al conflicto con los palestinos. Bajo el lema "no habrá seguridad sin una solución negociada" y a convocatoria de la ONG israelí Shalom Ajshav ('paz ahora', en hebreo), participaron también partidos de la izquierda como Meretz o los laboristas. "Sólo un proceso político que lleve al fin de nuestro control sobre millones de palestinos terminará con el sangriento conflicto entre dos pueblos y permitirá a palestinos e israelíes vivir en paz y tranquilidad", afirmó Shalom Ajshav en un comunicado.

LGC (EFE / dpa)