1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Italia entierra a víctimas de terremoto

En toda Italia las banderas ondean a media asta. Miles de personas participaron en el funeral de Estado celebrado en la ciudad de L´Aquila para las 289 víctimas que cobró el terremoto registrado el pasado 6 de abril.

default

Funeral de Estado en L�Aquila.

En toda Italia, incluso en los aeropuertos, se mantuvieron minutos de silencio, mientras que en L'Aquila, la capital de los Abruzos, unas 5.000 personas asistían este Viernes Santo al funeral de Estado celebrado por las víctimas del terremoto.


Italien Aquila Trauerfeier

Desde la ciudad destruida, las televisiones retransmitieron el funeral celebrado en las instalaciones de una escuela de la policía, en cuyo patio se colocaron en cuatro filas los ataúdes de madera adornados con flores.


Las cámaras mostraban una y otra vez imágenes de personas envueltas en llanto. Muchos seguían con los ojos cerrados y con gestos de dolor en el rostro las palabras de consuelo que trataba de transmitir durante la misa el cardenal secretario de Estado del Vaticano, Tarcisio Bertone. Otros, sin más, miraban hacia el infinito con los ojos llenos de lágrimas.


Lirios blancos y orquídeas adornaban los 205 ataúdes, entre ellos también algunos pequeños blancos colocados sobre otros marrones más grandes de sus padres.


Italien Aquila Trauerfeier

Miles de personas presentan los �ltimos honores.

Los bomberos siguieron la ceremonia con el casco bajo el brazo y visible cansancio después de trabajar durante noches enteras en operaciones de rescate. Durante el funeral, que fue al mismo tiempo un acto de Estado y misa, un imán recordó a los seis musulmanes que se encontraban entre las víctimas.


Palabras de aliento


También se podrá apreciar el dolor interior en el rostro del primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, quien acudió a la capital de los Abruzos acompañado del presidente Giorgio Napolitano. Junto a las lágrimas hubo también momentos de miedo: tras las numerosas réplicas del sismo, también la tierra tembló durante el funeral.


A través de un mensaje leído por su secretario particular, Georg Gänswein, el papa Benedicto XVI envió palabras de aliento a los afectados. "En estas horas dramáticas de una enorme tragedia", el jefe de la Iglesia católica pidió para que "todos encuentren la fuerza para mantener la esperanza y no caer en el desánimo".


"Estoy seguro de que con el esfuerzo de todos se puede hacer frente a las necesidades más urgentes", afirmó el Papa, quien pretende visitar la región destruida después de las celebraciones de la Semana Santa en Roma.


La "mano derecha" de Benedicto, el cardenal Bertone, dijo durante la ceremonia: "Todos juntos, no abandonemos nunca el camino. Llevemos juntos el dolor".


"L'Aquila no está abandonada, ni por Dios ni por las personas", dijo por su parte el arzobispo de Chieti, Bruno Forte.


La reconstrucción


Italien Erdbeben Ein Bagger gräbt sich durch die Trümmer einer eingestürzten Kirche

Continúan tareas de rescate.

Sin mucha esperanza continúa mientras tanto la búsqueda de personas atrapadas bajo los escombros. Los equipos de rescate quieren continuar revolviendo bajo los restos de las casas hasta el Domingo de Pascua, cuando pondrán fin a la acción, obstaculizada una y otra vez en los últimos días por cientos de réplicas. Se estima que entre los atrapados bajo los escombros hay por lo menos 20 niños


El terremoto de 5,8-6,2 grados Richter en la mañana del lunes fue el más grave registrado en Italia desde 1980. El Gobierno alemán informó este viernes que aportará la financiación para la reconstrucción de la iglesia del poblado de Onna que databa del siglo XVII y que quedó totalmente destruida por el terremoto. En conversación telefónica el ministro de Exteriores alemán, Frank Walter Steinmeier volvió a extender la oferta de ayuda para la reconstrucción de la región a su homólogo italiano Franco Frattini.


Vom Erdbeben zerstörtes Dorf Onna in Italien

Onna fue uno de los poblados m᳠afectados por el sismo.

Según cálculos del Gobierno, la reconstrucción de las decenas de miles de casas destruidas podría costar unos 1.200 millones de euros. Pueblos enteros deben ser reconstruidos. El Gobierno de Berlusconi aprobó ayudas financieras para la población y 100 millones de euros para los servicios de protección civil.


La próxima semana, el gobierno pretende aprobar un nuevo paquete de ayuda para los Abruzos. "Garantizo que conseguiremos todos los fondos financieros necesarios", dijo Berlusconi. "Podemos obtener también para la reconstrucción fondos de la Unión Europea de entre 400 y 500 millones de euros en los próximos tres años", afirmó el jefe de Gobierno, quien en un primer momento había rechazado la posibilidad de recurrir a ayudas internacionales para la superación de la crisis. (dpa/chp/el)

DW recomienda