1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Israel cierra medios palestinos por “incitar a la violencia”

El Ejército registró las oficinas de ocho centros informativos en Ramala, Belén, Nablus y Hebrón, deteniendo a dos personas.

La prensa palestina y un portavoz militar israelí confirmaron este miércoles (18.10.2017) que las fuerzas de seguridad de Israel registraron ocho oficinas de medios de comunicación palestinos ubicados en el territorio ocupado de Cisjordania, y además decretaron el cierre de varios de ellos por incitación a la violencia. En las operaciones, al menos dos personas fueron detenidas, de acuerdo con medios locales.

"Anoche, las Fuerzas de Seguridad llevaron a cabo una operación en productoras que difundían contenidos de incitación a la violencia contra israelíes y tenían vínculos con asociaciones ilegales", detalló una portavoz del Ejército a la agencia de noticias EFE. Entre los medios afectados se encuentran Ramsat y Transmedia, cuyas entradas quedaron selladas. Estas oficinas ofrecen información local e internacional.

Entre los servicios afectados se encuentran las cadenas de televisión de Al Aqsa y Al Quds, vinculadas al movimiento islamista Hamás, y Al Youm, cercana a los islamistas de la Yihad Islámica, que tanto Israel, como Estados Unidos y la Unión Europea consideran organizaciones terroristas. "Las fuerzas de seguridad continuarán trabajando contra la incitación al terror", advirtió la portavoz militar.

Enfrentamientos con vecinos

Durante la operación conjunta con el servicio de Inteligencia interior israelí, Shin Bet, y la Administración Civil (organismo militar que gestiona la ocupación), se confiscaron documentos, material y equipamientos. La agencia de noticias estatal palestina Wafa identificó a los arrestados como Amer Yabari, director de la productora TransMedia, y a su hermano Ismael Yabari, que trabaja como camarógrafo en la compañía, ubicada en Hebrón.

Según Wafa, las redadas se produjeron en las sedes de TransMedia, PalMedia y cadenas de televisión locales en las ciudades cisjordanas de Ramala, Nablus, Hebrón y Belén. Además, el Ejército de Israel decretó el cierre durante seis meses de al menos dos medios de comunicación, incluido TransMedia, mediante notificaciones militares. Los medios palestinos informaron de enfrentamientos entre los soldados israelíes y los residentes de las localidades donde se produjeron las redadas.

DZC (EFE, dpa)

DW recomienda