1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Hollande sale a defender ley de matrimonio homosexual

El presidente dice que la polémica iniciativa "enorgullecerá " a Francia, pues supone "mayor igualdad y libertad".

Consciente del rechazo que provoca en determinados sectores de la sociedad la ley de matrimonio igualitario aprobada el martes (23.04.2013) en Francia, el presidente François Hollande salió este miércoles (24.04.2013) en defensa de una de sus promesas de campaña asegurando que es una muestra de la “evolución” de la sociedad.

Esto, tras numerosas protestas y un incremento de la violencia homófoba en todo el país en las últimas semanas, que el mandatario se apuró en condenar, al tiempo que pidió calma y comprensión a quienes estén disgustados por la medida. La oposición ya recurrió al Consejo Constitucional para que la iniciativa sea declarada incompatible con la Carta Magna.

Pero Hollande, que habló desde el Palacio del Elíseo, tiene confianza y dijo que apenas el tribunal “se pronuncie, promulgaré la ley”. En la convicción más profunda del jefe de Estado está que la sociedad debe sentirse orgullosa de una reforma que “amplía el derecho de los homosexuales sin quitarle nada a nadie. Esto va en sentido de la evolución de nuestra sociedad”.

Libertad e igualdad

“Estoy seguro de que (la sociedad francesa) estará orgullosa, en los próximos días o más adelante, porque es una etapa hacia la modernización de nuestro país, hacia una mayor libertad y una mayor igualdad”, añadió Hollande. La ley fue largamente debatida en la Asamblea Nacional y el Senado francés, y contó con la firme oposición de la derecha.

“Esta reforma tenía que hacerse. No sólo porque me comprometí a ello con los franceses, sino porque corresponde a un movimiento irreversible de la Historia y porque aporta mucha felicidad a muchos de nuestros conciudadanos, que esperaban este momento”, señaló Hollande, acompañado por la ministra de Justicia e impulsora del proyecto, Christiane Taubira.

Las palabras del mandatario tienen como objetivo marcar un antes y un después tras el proceso legal al que fue sometido la iniciativa, y de alguna forma acabar con las diferencias que llegaron a los disturbios y enfrentamientos con la policía en recientes jornadas. Por lo mismo, Hollande pidió a sus compatriotas ahora centrarse sobre las preocupaciones “esenciales” de la sociedad: “el empleo, la recuperación y la confianza”.

DZC (Europa Press, EFE)

DW recomienda