1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Grietas en la coalición de Merkel por escándalo de espionaje

El presidente del Partido Socialdemócrata alemán (SPD), Sigmar Gabriel, socio de Angela Merkel en el poder, exigió al Gobierno "agallas" para permitir el acceso a la lista de objetivos del espionaje de EEUU.

En unas declaraciones publicadas hoy (17.05.2015) en el dominical Bild am Sonntag, Sigmar Gabriel, vicecanciller alemán, dice que "debemos permitir al Parlamento alemán acceder a los documentos de los servicios secretos germanos para el exterior (BND)". "Ahí se deben mostrar agallas como Gobierno alemán", agregó.

Gabriel reclamó, entre otras cosas, un rápido esclarecimiento de la sospecha del espionaje empresarial. "Debemos aclarar lo más rápido posible la acusación de que el BND ayudó a los servicios secretos estadounidenses a la hora de espiar empresas alemanas. Eso sería un asunto de Estado", afirmó el ministro de Economía.

El BND está acusado de ayudar durante años a la Agencia Nacional de Seguridad (NSA) para espiar empresas y políticos europeos. Para ello, Estados Unidos proporcionó una lista con los términos de búsqueda. Para el SPD es importante que el comité de investigación del Parlamento alemán encargado del escándalo de espionaje de la NSA pueda acceder a esa lista de "selectores", que está en el foco del escándalo y que aclararía el alcance de la polémica cooperación entre ambas agencias de inteligencia. El Gobierno alemán espera el permiso de Estados Unidos para facilitar la lista.

Voces que instan a un mayor control

Por su parte, el ministro alemán de Justicia, Heiko Maas, también del SPD, reclamó "someter a un control democrático toda la actividad de los servicios secretos para el exterior (BND)", en unas declaraciones publicadas hoy en el dominical Welt am Sonntag. Maas destacó la importancia de que sea analizado de manera concreta si el trabajo del BND cumple con el derecho alemán. "Hay mucho que habla a favor de volver a formular más claramente las normas", apuntó el político, sobre la base legal sobre la que se sustenta el trabajo del espionaje germano. Sin embargo, no adelantó cuales podrían ser esos controles, de los que debería encargarse la Cancillería de Berlín, responsable del espionaje alemán.

También el vicepresidente de la Unión Cristianodemócrata (CDU), el partido de la propia Angela Merkel, Thomas Strobl, cree necesario volver a establecer una nueva base para las actividades del BND. "Necesitamos una base jurídica clara para la estrategia de exploración de las telecomunicaciones del BND", apuntó en el mismo dominical. "La base legal debe fijar también los límites del BND", agregó. El BND se encuentra en el centro de la polémica después de que saliera a la luz que ayudó durante años a la Agencia Nacional de Seguridad de Estados Unidos (NSA) para espiar empresas y políticos europeos. Desde hace un año, un comité parlamentario se encarga de esclarecer todo el escándalo del espionaje estadounidense y la colaboración del BND con sus homólogos del otro lado del océano.

MS (dpa/efe)