1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

Grüezi Berlin

La feria agroalimentaria más grande e importante del mundo, la Semana Verde de Berlín, registró, en sus tres primeros días, alrededor de 120.000 visitantes.

default

"Los visitantes están preparados para gastar dinero. Prueban las nuevas ofertas y encargan alimentos para que se los lleven a casa", informó el portavoz de la muestra, Micheal Hofer.

Hasta la fecha de cierre, el 27 de enero, los organizadores esperan una cifra de visitantes de más de 400.000 personas entre público especializado y no especializado. El año pasado, en la misma muestra se consumieron o encargaron alimentos por valor de 40 millones de euros.

La edición número 73 de la Semana Verde de Berlín abrió sus puertas el viernes en una superficie de 114.000 metros cuadrados con la presencia de 1.600 expositores procedentes de 56 países. Alrededor de 500 de ellos no son alemanes.

En la feria de agroindustria, ganadería y horticultura pueden degustarse más de 100.000 especialidades culinarias típicas de los cinco continentes, desde el queso hasta los embutidos, vinos, frutas y hortalizas, lácteos, helados, etc.

Suiza es este año el país invitado de honor y presenta especialidades de 26 cantones en una superficie de más de 1.000 metros cuadrados, con lo que es el país que dispone de más espacio. El lema de la actual edición de la Semana Verde es "Grüezi Berlin" ("¡Hola Berlín!" en alemán de Suiza).

El año de la patata

En esta ocasión, la Semana Verde de Berlín se centra en los productos biológicos o "bio", en las energías renovables y en la patata, que en 2008 celebra su año internacional.

También ocupan un lugar preferente y dan lugar a debates y coloquios temas como el calentamiento del planeta, la financiación de la agricultura y ganadería en la Unión Europea (UE) y la tecnología genética.

Los representantes de la Semana Verde quieren dejar claro que la muestra no es puramente alemana, sino internacional. En los tres primeros días llegaron 600 autobuses procedentes de todas partes de Alemania, pero también 36 delegaciones internacionales, subrayó Hofer.

Legislación sobre los alimentos modificados genéticamente

Además, unos 30 ministros participaron el sábado en la primera Conferencia Internacional de Ministros de Agricultura en el marco de la feria de Berlín. En esa cita, la comisaria europea de Agricultura, Mariann Fischer Boel, se centró en la necesidad de que la Unión Europea (UE) cuente con una nueva legislación sobre los alimentos modificados genéticamente.

La comisaria también pidió una mayor rapidez en la emisión de autorizaciones para la modificación genética, pues, según recalcó, "en otras partes del mundo es mucho más rápido que en Europa".

Anteriormente, el anfitrión del encuentro, el ministro alemán de Agricultura y Alimentación, Horst Seehofer, había pedido responsabilidad en ese tema. Según dijo, en Alemania está aumentando la producción genética que obedece únicamente a las leyes de la economía y, según él, la tecnología genética ha de ser empleada siguiendo la ética y con fines responsables.

DW recomienda