1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Gobierno sirio y rebeldes se acusan de usar gases químicos

El lanzamiento de un cohete que presuntamente portaba algún derivado del cloro dejó 25 muertos y 86 heridos.

La caída de un cohete con supuestas armas químicas tiene enfrentados ahora en el área de las comunicaciones al Gobierno de Siria y a los rebeldes. Según unos el ataque fue perpetrado por los opositores; según estos, se trató de un ataque del mismo régimen que, por error, cayó en sus propias filas.

El hecho ocurrió este martes (19.03.2013), cuando un cohete con gas venenoso impactó al norte de la provincia siria de Alepo, donde las fuerzas leales a Bashar al-Assad y milicianos del Ejército Libre de Siria combatían por la supremacía en Khan al Assal, un área controlada por el Gobierno.

Ver el video 01:11

¿Se empleó gas venenoso en Siria?

La agencia de noticias oficial Sana informó que los "terroristas", como denomina a la oposición armada, mataron a 25 personas (entre ellos 16 soldados) e hirieron a 86 civiles y soldados. Sin embargo los rebeldes publicaron un mensaje donde afirman que las tropas del régimen lanzaron un cohete "Scud" contra el lugar disputado por rebeldes y el Ejército.

Según esta última versión, el cohete erró su objetivo y cayó sobre las filas del Ejército. "Había encarnizados combates en Khan al-Assal esta mañana y el Ejército del régimen atacó al pueblo con un misil de largo alcance equipado con una ojiva química. También atacó el área con armas convencionales desde el aire y con artillería", dijo Louay al-Meqdad, coordinador político del Ejército Libre de Siria.

Olor a cloro

De confirmarse el ataque, sería el primero con armas químicas desde que comenzó el conflicto. Hasta ahora no había reportes de que los opositores tuvieran ese material en su poder, pero sí hay fuertes sospechas de que Al-Assad tiene un arsenal de armas químicas. Si bien las autoridades no han confirmado ese extremo, han asegurado que si las tuvieran, no las usarían contra los sirios.

Un fotógrafo de la agencia de noticias Reuters dijo que las víctimas que visitó en hospitales de Alepo sufrían de problemas respiratorios y que la gente dijo que tras el ataque había olor a cloro. "Vi mayormente mujeres y niños. Dijeron que la gente se ahogaba en las calles y que el aire olía a cloro", dijo el fotógrafo.

La Casa Blanca, en tanto, aseguró que está examinando cuidadosamente las acusaciones sobre el uso de armas químicas, pero afirmó que no había evidencias de que la oposición haya empleado estos dispositivos. "Estamos revisando cuidadosamente la información a medida que llega", dijo a periodistas el portavoz de la Casa Blanca Jay Carney.

DZC (Reuters, dpa)

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema