Garzón, más cerca de ser juzgado en un tercer proceso | Europa | DW | 27.01.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Garzón, más cerca de ser juzgado en un tercer proceso

Después de ser juzgado por las escuchas contra la trama de corrupción Gürtel y mientras se le juzga por investigar crímenes del franquismo, Garzón podría enfrentar un tercer juicio.

default

Baltasar Garzon: hacia un posible tercer proceso.

La pesadilla sigue para Baltasar Garzón. El juez Manuel Marchena, instructor de la causa en la que Garzón está siendo investigado por unos pagos recibidos del Banco Santander y otras entidades cuando impartió unos cursos en Nueva York, en los años 2005 y 2006, ha apreciado indicios de cohecho impropio en su actuación.

El magistrado del Tribunal Supremo terminó la instrucción de la causa y dio un plazo de diez días a las partes para que formulen un escrito de acusación o pidan el archivo del caso. Marchena ha formado parte del tribunal que ha juzgado a Garzón por las escuchas del "caso Gürtel", un juicio visto ya para sentencia y en espera de sentencia.

¿Cohecho impropio?

Según el instructor, Garzón podría haber cometido cohecho impropio al pedir y recibir dinero de importantes empresas y bancos españoles patrocinadores de los cursos. Es decir, el magistrado Marchena cree que Garzón debe sentarse en el banquillo de los acusados para ser juzgado.

Apunta en su auto que Garzón recibió dinero de esas empresas "en atención a su condición de juez" para patrocinar las actividades que dirigió durante su estancia en la Universidad de Nueva York. El juez instructor asegura que algunos de esos responsables empresariales "habían sido testigos o imputados en procedimientos instruidos por el propio Garzón".

El magistrado de la Audiencia Nacional, suspendido de sus funciones desde hace casi dos años, se enfrenta en este caso a una multa de entre tres y seis meses. Por las fechas en las que fueron cometidos los supuestos delitos no se aplicaría en un posible juicio la última reforma del Código Penal, que data de 2010 y que castiga el cohecho impropio con penas de cárcel de entre seis y meses y un año.

Fuente: dpa

Editora: Rosa Muñoz Lima

DW recomienda