Futbolistas brasileños: un riesgo caro | Deportes | DW | 05.02.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Deportes

Futbolistas brasileños: un riesgo caro

El mayor exportador de futbolistas en el mundo es Brasil, pero este invierno no llegó ningún jugador brasileño a Alemania. El directivo del Leverkusen, subcampeón de la Bundesliga, Wolfgang Holzhäuser, explica la razón.

Wolfgang Holzhäuser directivo del Leverkusen

Wolfgang Holzhäuser, directivo del Leverkusen

Señor Holzhäuser, usted hace poco declaró que el mercado de jugadores en Brasil está muerto, ¿qué significa eso?

Wolfgang Holzhäuser: Es simple, eso significa que no tiene sentido ir a Brasil en busca de jóvenes y talentosas promesas. En Brasil los jugadores ganan hoy por hoy muy buen dinero y a veces es difícil competir en ese mercado; de otro lado, muchos de los mejores futbolistas juveniles están incluidos en el portafolio de una agencia, y así la verdad es mejor dejarlo.

Pero el Leverkusen es en Europa uno de lo clubes que mejores negocios ha hecho en Brasil

Es para todos conocidos que nosotros desarrollamos una exitosa política de fichajes de jugadores del continente, que empezamos muy temprano a observar y traer futbolistas de Brasil, entre ellos podemos citar a Lucio y a Juan, quienes aquí en Leverkusen saltaron a la fama internacional y alcanzaron el nivel de estrellas mundiales. Pero esos eran otros tiempos, ahora las cosas son diferentes, por eso también el cambio en la Bundesliga.

Siendo más precisos, ¿en donde radica el problema?

Lucio Inter Mailand

Lucio, en el Inter de Milán.

Lo crucial es la reflexión sobre si un equipo está dispuesto a gastar mucho dinero por los derechos deportivos de un joven jugador – y cada vez son más y más jóvenes- cuando ello significa un gran esfuerzo financiero con la incógnita de saber si él alguna vez va a poder demostrar en la cancha todo su valor.

¿Pero eso no ha sido así siempre?

Antes era distinto, uno podia ver y cazar las promesas en los equipos de cantera, en la categoría sub19, por ejemplo. Allí era posible hacer una evaluación más cercana a la realidad, el riesgo era menor. Ahora se espera que uno gaste millones de euros en una incertidumbre. Claro que hay equipos que hacen eso, pero esas son las excepciones.

¿De que dependerá la reactivación del mercado brasileño en Alemania?

Eso es una pregunta de recursos: para el club que esté dispuesto a invertir mucho dinero en el fichaje de un jugador brasileño, pues entonces el mercado sigue siendo para él interesante.

¿Y cómo es la situación para jugadores del resto de Latinoamérica?

En el continente los principales casos de mercados difíciles, desde nuestra perspectiva, son Brasil y Argentina. Claro, los clubes argentinos no están tan sólidos y bien respaldados financieramente como los brasileños en la actualidad, pero en materia de fichajes y negociaciones se han vuelto muy complicados.

¿Y el resto de países?

Los demás países no han dejado de ser interesantes, pero a ellos hay que acercarse y darles una mirada, desde la perspectiva de nuestra experiencia en Brasil y Argentina. De todas formas yo creo que el mercado en Latinoamérica seguirá existiendo y siendo importante. Nosotros, por ejemplo, trajimos en el verano pasado un jugador de Colombia, Michael Ortega, un gran talento con mucho potencial que necesitará quizás dos temporadas para entregar lo que esperamos de él.

¿Cuál es la conclusión?

El mercado del Brasil, en específico, es para nosotros cosa del pasado; pero en el resto del continente echaremos de vez en cuando una mirada. Veamos qué pasa en el verano cuando el mercado se reactive.

Autor: Daniel Martínez

Editor: Emilia Rojas

DW recomienda