1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Fuerzas nigerianas arrebatan Baga a Boko Haram

La recuperación de la ciudad, situada en la frontera de Nigeria con Chad, Níger y Camerún, era particularmente relevante porque Baga acoge a la fuerza multinacional de los cuatro países.

Las milicias de Boko Haram habían capturado Baga tras un ataque llevado a cabo el pasado 3 de enero, que causó la muerte de decenas de personas, posiblemente cientos. Desde entonces, Baga tenía el control de esta zona estratégica. En el último año ha ganado fuerza su campaña insurgente, que ya dura más de un lustro, para instalar un Estado islámico. Los militantes suníes han matado a miles de personas y secuestrado a cientos, llegando a tener el control de un territorio del tamaño de Bélgica.

Este sábado (21.02.2015), fuerzas nigerianas respaldadas por cazas retomaron el control de Baga. Así lo aseguró el Ejército, en lo que supone una victoria significativa en la ofensiva contra la insurgencia que involucra a cuatro estados africanos. La recuperación de la ciudad - situada en la frontera de Nigeria con Chad, Níger y Camerún - era particularmente relevante, porque Baga acoge a la fuerza multinacional de los cuatro países.

Elecciones aplazadas

"Hemos asegurado Baga. Ahora estamos en control total. Solo quedan algunos ejercicios de despeje por hacer", dijo por teléfono del portavoz del ministro de Defensa de Nigeria, el mayor general Chris Olukolade. En un comunicado publicado anteriormente, Olukolade dijo que "un gran número de terroristas se ahogó en el Lago Chad" mientras las tropas avanzaban sobre Baga.

Al parecer, los islamistas escaparon hacia varias partes de Nigeria y regiones fronterizas, luego de quedar bajo fuego en medio de una ofensiva que provino de todos los puntos cardinales. Sin embargo, con las milicias de Boko Haram no se puede cantar pronto victoria, pues ya ocurrió que fueron derrotados en el pasado y después volvieron a la carga con atentados y emboscadas aún más letales.

El éxito en la expulsión de Boko Haram es una buena noticia para el presidente de Nigeria, Goodluck Jonathan, quien se presenta a unas elecciones del 28 de marzo que fueron aplazadas seis semanas respecto a la fecha prevista porque el país necesitaba más tiempo para luchar contra la insurgencia.

MS (rtrla/afp)