1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Extremismo de derecha en el Ejército alemán

El servicio de contrainteligencia militar de Alemania registró decenas de delitos de extrema derecha –desde expresiones racistas hasta propaganda neonazi– en las filas del Ejército.

El servicio de contrainteligencia militar de Alemania registró unos 275 casos de sospecha de delitos de extrema derecha en las filas del Ejército, señalan datos oficiales publicados este domingo (09.04.2017).

Un total de 143 casos pertenecen al año 2016 y este año se registraron otros 53. Así lo indicó el grupo mediático Funke, citando una respuesta del Ministerio de Defensa a una consulta parlamentaria sobre el tema.

Hans-Peter Bartels, el responsable parlamentario de las Fuerzas Armadas germanas, reportó el año pasado al Parlamento 63 incidentes ultraderechistas, antisemitas y xenófobos.

En once casos, las personas implicadas fueron despedidas y en otros, los soldados debieron pagar multas económicas. Los casos se trataban de delitos de propaganda como el saludo hitleriano, pero también de expresiones racistas en Internet. En uno de ellos, un soldado atacó a refugiados, preguntándoles previamente si eran cristianos o musulmanes.

En otro de los casos, un soldado utilizó una página de la red social Facebook asociada al grupo ultraderechista Partido Nacional Democrático (NPD) para diseminar retóricas racistas, donde pidió la sentencia de muerte a "típicos extranjeros”.

En enero de 2017, la corte constitucional de Alemania decretó que el NPD tenía semejanza al partido de Adolf Hitler, pero no prohibió su existencia al considerar que la agrupación era muy débil y no representaba un peligro para la democracia.

El extremismo de derecha es un asunto "que el Ejército debe observar muy de cerca", dijo Bartels al grupo Funke y aclaró que normalmente, los superiores reaccionan con rapidez y contundencia ante estos casos. "Esto es importante porque no se pueden tolerar cosas de este tipo", recalcó.

Ulla Jelpke, portavoz de política interior del opositor partido La Izquierda, criticó el trato del Ejército a los ultraderechistas en sus propias filas, considerando que los castigos no son suficientemente fuertes, algo que calificó de "sumamente problemático". "El que resulte ser un fan de Hitler debe ser expulsado del Ejército", demandó Jelpke.

El gobierno alemán ya ha incrementado sus recursos en la lucha contra el extremismo de derecha, izquierda e islamista, en sus fuerzas armadas. En julio de 2017, nuevos reclutas serán sometidos a una revisión de antecedentes antes de entrar al ejército. El objetivo es prevenir que extremistas logren entrar al ejército, reciban entrenamiento de armas y luego usen esos conocimientos en el país o en el extranjero.

JCG (EFE, reuters, dpa, AFP, ARD)

DW recomienda