1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Cultura

Exponen los planos originales de Auschwitz

Los planos de construcción originales del campo de concentración de Auschwitz son exhibidos desde el lunes en Berlín. Expertos han confirmado la autenticidad de los documentos que se muestran por primera vez al público.

default

Una exposición revela los bosquejos del asesinato sistemático de judíos en tiempos de Hitler.

Los dibujantes no omitieron detalles. Como es común en los planos, también los bosquejos del campo de concentración de Auschwitz incluyen la vegetación del lugar. Grandes y frondosos árboles se elevan allí por encima de los edificios destinados al exterminio masivo: crematorios, depósitos de cadáveres, cámaras de gas. Eso es algo de lo que se puede apreciar en una exposición inaugurada el lunes en Berlín.


Las dimensiones del horror nazi


Ralf Georg Reuth, organizador de la muestra, destaca algunos aspectos que “revelan las dimensiones” del campo de concentración, como un patio diseñado para reunir a 30 mil prisioneros.


Ausstellung Pläne von Auschwitz in Berlin

La "conexión ferroviaria" era parte de los planes de exterminio.

El “área de interés de las SS”, como se denominaba oficialmente al lugar en algunos documentos, se extendía varios kilómetros. En un plano detallado de febrero de 1941 –es decir, casi un año antes de la tristemente célebre conferencia de Wannsee, en la que se decidió el exterminio de los judíos- pueden verse los bocetos del campo de concentración que ya entonces sentaron las bases para su futuro objetivo de exterminio. Todo estaba ya proyectado, incluso el inmenso conjunto de barracas que se edificó en Birkenau, un suburbio de Auschwitz. O el depósito de cadáveres, de 60 metros.


Los planos de las oficinas de arquitectos nazis preveían igualmente la construcción de nuevas vías férreas hasta el campo de prisioneros de Birkenau. La gente de las SS lo llamaba “Proyecto de conexión a la red ferroviaria”. En otro plano se ve uno de los crematorios, que fueron construidos efectivamente como se habían bosquejado. Todo está allí, los fundamentos de los hornos, los depósitos subterráneos para los cadáveres, con la anotación complementaria: “ampliable según la necesidad”.


Minuciosidad aterradora


“En los planos se evidencia cómo todo se planificó tempranamente, mucho antes de que se iniciara el exterminio sistemático”, indica Reuth, acotando: “Lo más estremecedor es, en el fondo, la minuciosidad y la pedantería con que se abordó el asunto”.


Uno de los más destacados investigadores de Auschwitz, el historiador canadiense Robert Jan van Pelt, viajó a Alemania para ver los 28 planos exhibidos en la exposición y asegura que valió la pena. Aunque los bosquejos no inducirán a reescribir la historia de este campo de concentración, a su juicio aportan nuevos detalles. Por ejemplo, entregan antecedentes sobre las diferentes etapas de construcción del campamento, sobre los planes originales –más grandes que lo que efectivamente se construyó- o sobre las diversas propuestas de arquitectos que compitieron por construir el campo de concentración más “eficiente”.

DW recomienda