España abarata y flexibiliza el despido | Europa | DW | 10.02.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

España abarata y flexibiliza el despido

El Gobierno de Rajoy anunció cambios contundentes contra el desempleo y por la confianza en los mercados. Se acaba de aprobar un decreto de reforma laboral que intentará remediar el mayor de los males del país: el paro.

Luis de Guindos, ministro de Economía, anunciaba una reforma laboral agresiva

Luis de Guindos, ministro de Economía, anunciaba una reforma laboral "agresiva"

”La reforma laboral me va a costar una huelga general“, se escuchó decir a Rajoy el pasado 31 de enero en Bruselas al primer ministro finlandés, Jyrki Katainen. “Será una reforma extremadamente agresiva”, aseguró el ministro Economía de España, Luis de Guindos, al vicepresidente de la Comisión Europea, Olli Rehn, en otro “descuido” que fue captado por las cámaras.

Este viernes (10.2.12) se hizo público por fin el decreto de reforma laboral elaborado por el Gobierno español, presidido por Mariano Rajoy, quien calificó la reforma de "histórica" y que tiene como objetivo la creación de empleo en un país con casi 5,3 millones de desempleados, un 22,85 por ciento de la población activa, la mayor tasa de la Unión Europea (UE).

Los detalles de la reforma

La reforma abarata el despido y facilita el mismo a las empresas, generalizando el contrato con indemnización de 33 días por año trabajado frente al hasta ahora ordinario de 45 días. Además, crea un nuevo contrato indefinido que otorgará deducciones fiscales a empresas de hasta 50 trabajadores que contraten a menores de 30 años y crea un fondo de formación para acompañar toda la vida laboral del trabajador.

La abrumadora mayoría del Partido Popular, de Mariano Rajoy, en el Congreso, servirá para que sacar adelante las reformas del Gobierno

La abrumadora mayoría del Partido Popular en el Congreso servirá para sacar adelante las reformas del Gobierno

Concretamente, la nueva legislación establece que quienes contraten a un trabajador menor de 30 años podrán deducir 3.000 euros en bonificaciones, permitiendo además que ese trabajador pueda cobrar durante un tiempo el 25 por ciento de la prestación por desempleo y que la empresa se ahorre un 50 por ciento del costo por ese concepto. Según la ministra de Empleo, Fátima Báñez, la reforma también trata de apoyar a las pequeñas empresas y a los trabajadores autónomos.

Además, el Gobierno anunció que los directivos de las empresas públicas verán reducida su indemnización a siete días por año trabajado. Por otra parte, se limitará la indemnización a los ejecutivos bancarios.

Presión internacional

Apenas un mes y medio después de asumir el poder, el Ejecutivo de Rajoy aprueba esta reforma, que ha sido solicitada insistentemente por organismos e instituciones internacionales, como la Comisión Europea y el Fondo Monetario Internacional (FMI), entre otros, así como por el propio Banco de España.

Las cifras de desempleo en España son abrumadoras

Las cifras de desempleo en España son abrumadoras

Entrará en vigor en cuanto se publique en el Boletín Oficial del Estado (BOE), previsiblemente mañana sábado, aunque pasará para su convalidación por el Congreso de los Diputados, donde el PP cuenta con una abrumadora mayoría absoluta. No obstante, no se descarta algún cambio en la tramitación parlamentaria, ya que al Gobierno le conviene contar con el apoyo de otros grupos parlamentarios para no asumir solo el coste político.

En rueda de prensa, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, dijo que “esta es una reforma importante, de calado y completa. Marcará un antes y un después en lo que ha sido la legislación laboral de nuestro país".

Autora: María Santacecilia, dpa
Editor: Pablo Kummetz

DW recomienda