1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa al día

Eslovenia podrá rechazar a refugiados en la frontera

El Parlamento de Eslovenia adoptó este jueves (26.01.2017) unas enmiendas a la Ley de Extranjería que permiten rechazar a inmigrantes en las fronteras, pese a las advertencias de la agencia de la ONU para los refugiados (ACNUR) de que la normativa vulnera derechos como el de solicitar asilo.

El cambio legal fue aprobado por procedimiento de urgencia con el voto a favor de 47 diputados y en contra de otros 18, en un Parlamento de 90 escaños. El partido centrista del primer ministro, Miro Cerar, así como las formaciones conservadoras respaldaron la normativa, mientras que la oposición de izquierda y varios independientes se opusieron.

La aplicación efectiva de la normativa sólo se contempla en circunstancias excepcionales -como la llegada masiva de refugiados en 2015- y tras el respaldo de una mayoría absoluta de la cámara, y se limita a seis meses, prorrogables con una nueva votación. Cerar reconoció que se trata de una medida "extrema", pero que el país debía contar con los instrumentos legales necesarios "en caso de necesidad".

Amnistía Internacional, ACNUR y el Consejo de Europa advirtieron de que el cambio legal viola los derechos de los refugiados garantizados por la Constitución y el derecho internacional. "Llamamos a Eslovenia a que no adopte una legislación que podría tener como consecuencia la expulsión de personas que necesitan protección internacional", pidió la representante de ACNUR en Europa Central, Montserrat Feixas Vihé, según recoge la agencia de noticias eslovena STA.

Por su parte, la ministra del Interior eslovena, Vesna Györkös, argumentó que "ninguna convención puede interpretarse de tal forma que de un Estado se exija poner en peligro su seguridad y orden interno". La normativa otorga poderes a la policía para rechazar la entrada de refugiados, aun cuando pidan asilo y se los devuelvan a un país sin condiciones o voluntad de respetar sus derechos.

Cientos de miles de refugiados -en su mayoría de Oriente Medio- pasaron en 2015 por Eslovenia, una pequeña república de dos millones de habitantes, en su camino a Europa Occidental, hasta que la ruta de los Balcanes se clausuró en marzo de 2016. (EFE)