1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Erdogan se querella con partido opositor CHP

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, denunció a la cúpula del Partido Republicano del Pueblo (CHP), la principal formación opositora del país, por “calumnias, injurias al presidente e incitación al odio”.

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, denunció a la cúpula del socialdemócrata Partido Republicano del Pueblo (CHP), el mayor de la oposición. En el escrito acusa al presidente del CHP, Kemal Kiliçdaroglu, y a los 60 miembros de la junta directiva del partido, por "calumnias", "injurias al presidente" e "incitación al odio".

Es en respuesta a un comunicado difundido el domingo pasado en el que el CHP describe a Erdogan y a la cúpula del partido gubernamental, el conservador Partido Justicia y Desarrollo (AKP), como "el mayor peligro" para la democracia del país.

"No al golpe de Estado (de julio), no a la dictadura", concluye el texto, que denuncia "el régimen autoritario del AKP", partido que Erdogan encabezó hasta ser elegido presidente en 2014. Con 134 diputados de un total de 550, CHP es la principal oposición al gobierno de Erdogan. 

"El comunicado del CHP está del principio al fin lleno de mentiras, calumnias e injurias contra nuestro partido, nuestro presidente, nuestra nación y nuestro país", respondió este martes (08.11.2016) en su cuenta de Twitter el secretario general del AKP, Abdühamit Gül.

Antecedentes

No es la primera vez que sucede algo así: En los últimos 12 años, Erdogan ha interpuesto unas 300 denuncias por injurias, 40 de ellas contra Kiliçdaroglu, que se solían saldar con multas.

Pero el levantamiento de la inmunidad parlamentaria en mayo pasado y la detención de 12 diputados de la izquierda prokurda del Partido Democrático de los Pueblos (HDP) ha dado una nueva dimensión a las querellas entre parlamentarios turcos.

Reacciones 

Tras las recientes detenciones de periodistas y diputados de partidos de la oposición n Turquía, la canciller alemana, Angela Merkel, declaró en Berlín: "El Gobierno alemán no cejará en sus esfuerzos. Trabajamos a nivel político para que en Turquía se dé una situación que no haga necesario que las personas tengan que buscar asilo (en otro país)".

Anteriormente, en una entrevista publicada por el diario Die Welt un alto representante del Ministerio de Exteriores aseguró que Alemania estaba abierta a garantizar el asilo político a aquellos ciudadanos turcos perseguidos por la administración de Erdogan. 

"Todas las mentes críticas en Turquía deben saber que el Gobierno federal alemán las apoya solidariamente. Alemania e

s un país abierto al mundo y a todos los perseguidos políticos", dijo al periódico alemán Michael Roth, secretario de Estado del Ministerio de Exteriores germano.

En tanto, desde Ankara el ministro de Exteriores turco, Mevlüt Davusoglu, aseguró hoy atacando a Alemania, al asegurar que es el país que más apoya a los "terroristas" de Turquía. "En todas las ciudades de Alemania los seguidores del PKK recaudan dinero para el PKK y el terrorismo. Eso lo sabe Alemania, el Gobierno alemán, demasiado bien", aseguró el ministro. "No es coincidencia que todos los terroristas prefieran Alemania", agregó.

En la misma línea, el propio Erdogan volvió a acusar a los países occidentales de dar refugio a los terroristas.

"Que el mundo occidental albergue a los terroristas en los países occidentales como quiera. Un día, también a ellos les tocará. Les llegará como un bumerán". Y agregó: "Aquellos que dan refugio a organizaciones terroristas y les dan armas para ponernos en aprietos ya no se pueden esconder más".

DG (dpa, Efe)

DW recomienda