1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Ensaf Haidar: “Necesitamos más apoyo político”

Ensaf Haidar voló a Berlín para participar en las manifestaciones de calle donde se exige la liberación de su esposo, el bloguero árabe Raif Badawi. DW habló con ella sobre el alcance de la solidaridad política recibida.

Ensaf Haidar recibirá en junio el Premio Libertad de Expresión Deutsche Welle en nombre de su esposo, el bloguero árabe Raif Badawi, quien fue condenado a mil latigazos y diez años de cárcel por sus escritos. Aunque la pena quedó sin efecto después de los primeros cincuenta latigazos, su caso volvió a llamar la atención hacia el récord negativo de Arabia Saudita en materia de derechos humanos. DW habló con Haidar sobre el alcance de la solidaridad política recibida por Badawi.

Deutsche Welle: ¿Cómo está Raif Badawi, se encuentra bien?

Ensaf Haidar: No. Él no me cuenta mucho sobre su situación en la cárcel, pero cuando converso con él y oigo su voz, puedo sentir su cansancio y su dolor. Él está muy mal, física y mentalmente. Sólo percibo una mejoría cuando le cuento sobre los actos de solidaridad internacional que se organizan en su honor.

En su opinión, ¿qué han logrado las manifestaciones de calle donde se exige su liberación? ¿Cree usted que mayor apoyo político sea necesario?

Raif Badawi fue condenado a mil latigazos y diez años de cárcel por opiniones emitidas en su blog.

Raif Badawi fue condenado a mil latigazos y diez años de cárcel por opiniones emitidas en su blog.

Sí, necesitamos más apoyo político. La comunidad internacional no debería pedir únicamente que Raif salga de la cárcel, sino también que lo dejen abandonar Arabia Saudita y reunirse con nosotros, su familia, en el extranjero. Por cierto, quiero aprovechar para agradecerles a todos el apoyo emocional que nos han brindado.

Si Raif Badawi es liberado, ¿dónde quisieran radicarse?

Nosotros imaginamos nuestro futuro en Canadá.

¿Cómo le explica a sus hijos la situación de su padre?

Los niños saben que su padre está preso, pero yo no se los recuerdo constantemente. Yo intento evitarles tanto dolor como pueda.

El precio que Raif Badawi y su familia pagan por exigir la libertad de expresión es muy alto…

Así es. Estamos separados el uno del otro. Raif está lejos de sus hijos. Los niños están creciendo sin su presencia… Y aún así, yo no me arrepiento de nada. Al contrario, yo estoy orgullosa de Raif y de sus opiniones. Y él está orgulloso de sí mismo. Y mis hijos están orgullosos de su padre. Llegará el día en que todo esto quede en el pasado.

DW recomienda