1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Empresas estatales o en quiebra, entre los deudores del Estado griego

Decepción en el Ministerio de Finanzas griego: la mayoría de empresas que deben dinero al Estado son compañías estatales o ya están en quiebra, por lo que desaparece la esperanza de las autoridades de cobrar unos 30.000 millones de euros (41.500 millones de dólares), anunció hoy el Gobierno en Atenas. Encabezando la lista de deudores y defraudadores fiscales publicada hoy por el ministerio figura la red griega estatal de ferrocarril (OSE), que debe al Estado más de 1.260 millones de euros. La segunda deudora en la lista es una empresa de importaciones y exportaciones que ya se ha declarado en quiebra. Otros 103 millones de euros debe también el grupo deportivo AEK Atenas, insolvente desde hace un año, y otros 22 millones un gran centro comercial en Atenas (Minion) que se incendió hace 25 años debido a un atentado terrorista y cuyo dueño ya murió. Según señalaron hoy expertos en la radio griega, el Gobierno podría "sentirse feliz" si en lugar de 30.000 millones de euros logra cobrar entre 2.000 y 3.000 millones. Ante la dramática situación del país, esta cantidad no resulta insignificante. En la lista también figuran empresas conocidas que siguen existiendo, como una gran compañía dedicada a la venta de carne de pollo en todo el país o una de las más famosas firmas de asistencia en accidentes de tráfico en Grecia, que debe 19,3 millones de euros. Hay además mucha expectación ante la publicación de la lista de morosos privados, como arquitectos estrella, médicos o abogados. Según el Ministerio de Finanzas, éstos deben en total 12.000 millones de euros. "Pronto daremos a conocer el nombre de estos profesionales liberales", dijo a dpa un portavoz del ministerio. Se espera que la autoridad de protección de datos de pronto luz verde para ello. Para hacer frente a su dramática situación, Grecia debe presionar más a sus evasores fiscales. Según expertos, la crisis de deuda griega podría superarse en diez años si el país logra acabar con la mayor parte del fraude fiscal. DPA