1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

El líder golpista de Burkina Faso se resiste a dejar el poder

Pese a la amenaza de un ataque inminente del Ejército, Gilbert Diendéré se niega a deponer las armas, mientras se busca una solución negociada en la vecina Nigeria.

Hasta que se firme un plan de paz él continuará siendo jefe de Estado, dijo hoy el general de brigada Gilbert Diendéré ante periodistas en la capital Uagadugú. Más allá de la capitulación de cientos de golpistas, esperará a que la Comunidad Económica de Estados de África Occidental (ECOWAS, por sus siglas en inglés) discuta en la capital de Nigeria, Abuja, un plan de paz propuesto por mediadores internacionales, que proponen la celebración de elecciones el 22 de noviembre.

De esta manera Diendéré ignoró un ultimátum del Ejército, que amenazó con un ataque en caso que no se rindieran todos los golpistas hasta las 10:00 (10:00 GMT). El lunes por la noche ingresaron tanques a la capital con el objetivo de desalojar del poder a los golpistas. Los militares garantizarán la seguridad de todos aquellos que entreguen voluntariamente sus armas, se indicó.

Sin embargo, transcurrido ese plazo, no se produjo por ahora un ataque de los militares. Diendéré y el jefe del Ejército mantuvieron "conversaciones acordadas a último minuto". El lunes por la noche el líder del golpe de Estado pidió perdón al país y a la comunidad internacional y prometió un pronto retorno a la democracia.

La jefa de la diplomacia de la Unión Europea, Federica Mogherini, instó a los golpistas a "deponer las armas" y a "devolver el poder a las autoridades civiles legítimas". "Insistimos en el rechazo de la UE a cualquier toma del poder por la fuerza", declaró en un comunicado en el que hacía un llamamiento a todas las partes "para evitar los enfrentamientos armados".

LGC (dpa / EFE)