1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa al día

El Gobierno de Kosovo pierde una moción de censura

La inestabilidad política en la que vive Kosovo desde hace años, especialmente desde las elecciones de 2014, ha estallado hoy (10.05.2017) en la caída del Gobierno tras la aprobación en el Parlamento de una moción de censura que obligará a celebrar nuevos comicios en los próximos 45 días.

El presidente del país, Hashim Thaci, anunció hoy la disolución del Parlamento y ahora cuenta con diez días para consultar con los partidos antes de convocar elecciones. La prensa kosovar baraja el 11 o el 18 de junio como fecha posible para la celebración de comicios.

Ruptura de la coalición

La moción, presentada por la oposición nacionalista, pudo salir adelante gracias al apoyo del PDK, uno de los partidos que gobierna en la exprovincia serbia desde diciembre de 2014. De esa forma, se rompió la coalición formada por las dos principales formaciones del país, el PDK y el LDK del primer ministro Isa Mustafa, que en diciembre de 2014 lograron cerrar, bajo presión internacional, un acuerdo de Gobierno tras seis meses de bloqueos y disputas. Los partidos opositores Nisma (Iniciativa), Vetevendosje (Autodeterminación) y Alianza para el Futuro de Kosovo (AAK) ya lograron la semana pasada reunir los apoyos suficientes para someter al Ejecutivo a una cuestión de confianza.

Esos tres partidos nacionalistas argumentan que la "gran coalición" no ha solucionado ningún problema sustancial del país en el tiempo que ha estado gobernando. Esas formaciones han estado bloqueando la actividad parlamentaria desde 2015, recurriendo incluso al lanzamiento de gases lacrimógenos en el hemiciclo y animando manifestaciones que acabaron en ocasiones en choques con la Policía.

Serbia y Montenegro

Un acuerdo fronterizo con Montenegro y los intentos del Gobierno de normalizar relaciones con Serbia, de la que Kosovo se independizó unilateralmente en 2008, han sido las causas de esa campaña de protestas de la oposición. Mejorar las relaciones bilaterales es la condición sine qua non que la Unión Europea (UE) ha impuesto a los dos países si quieren avanzar hacia una eventual entrada en el club comunitario.

El acuerdo de demarcación territorial con Montenegro es una medida exigida por Estados Unidos, el gran valedor de la independencia kosovar, y es también crucial para que la Unión Europea liberalice el régimen de visados para ciudadanos de Kosovo, el único país de la región balcánica que aún no lo tiene. (EFE)