1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

El G-7 no aportará más fondos para solucionar la crisis financiera

Sí hubo apoyo, pero no en forma de aportaciones económicas. Los ministros de Finanzas del G-7 anunciaron que no lanzarán programas de contingencia como el de EE.UU. para hacer frente a la crisis financiera internacional.

default

Peer Steinbrück: ''No habrá más fondos''. (Foto de archivo)

El apoyo se limitó a lo moral. Ni Alemania ni el resto de los países que integran el G-7 participarán con fondos adicionales en un plan de contingencia similar al estadounidense, para hacer frente a la crisis financiera mundial. Así lo dejó en claro el ministro alemán de Finanzas, Peer Steinbrück este lunes en Berlín.

Premierminister Gordon Brown vor Wahlen angeschlagen

Gordon Brown: Inglaterra no aplicará un plan similar.

Steinbrück dijo que el programa emergente anunciado en Washington es un paso importante para la estabilización de los mercados. Sin embargo, añadió, en Alemania no hay razón para pensar que se producirá una crisis crediticia como la que ocurre en Estados Unidos.

Los ministros de Finanzas del G-7 realizaron una conferencia telefónica en la que manifestaron apoyo al plan estadounidense. También prometieron llevar a cabo una estrecha cooperación para salvaguardar el sistema financiero internacional. Pero no habrá más fondos adicionales como lo pedía Estados Unidos.

Londres no aportará más

En Londres, el gobierno de Gordon Brown anunció anticipadamente que no implementará medidas similares a las estadounidenses. El Banco de Inglaterra lleva a cabo desde el pasado verano un programa de equilibrio bancario, que fue refrendado hace unos días.

La solución definitiva, si es que aparece, podría tardar en llegar. El ministro británico de Finanzas, Alistair Darling, dijo que “en las próximas semanas, el primer ministro Brown y yo iremos a Estados Unidos y a Europa para hablar con funcionarios de finanzas de todo el mundo. La meta es realizar una evaluación y definir medidas para evitar los errores que condujeron a esta crisis”.

La Casa Blanca anunció la inyección de 700 mil millones de dólares a los mercados financieros, a través de fondos, a fin de evitar que la crisis sea aún mayor. Estados Unidos demanda además medidas similares por parte de las restantes naciones industrializadas.

Wall_Street Börse in New York

Los mercados de valores subieron tras el anuncio del plan de EE.UU.

En Alemania, precaución

La Federación de Bancos Populares de Alemania consideró este lunes que ello es una medida positiva. “Estados Unidos es el centro de la crisis financiera que repercute en todo el mundo”, dijo el presidente de dicha asociación, Gerhard Hoffmann. “Es responsabilidad del gobierno estadounidense evitar el efecto dominó y controlar en lo posible los riesgos”, agregó.

Sin embargo, no hay optimismo absoluto. “El presupuesto estadounidense se encuentra en un desequilibrio total, así como la evolución de los precios. Las consecuencias económicas de la crisis no son insignificantes”, afirmó Hans-Peter Burghof, de la Universidad de Hohenheim.

Henry Paulson

Henry Paulson, secretario del Tesoro de EE.UU.

Acerca de las causas, el experto germano señaló en entrevista con la televisión pública que “la falta de normatividad en Estados Unidos lleva a que los bancos y accionistas ganen mucho; pero cuando hay una crisis, es el contribuyente el que paga las consecuencias”.

Aseguradoras en alerta

En opinión de la reaseguradora alemana Münchener Rück, la crisis financiera internacional y el rescate del gigante asegurador American International Group (AIG) han originado una situación similar a la desencadenada tras los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001.

"En el mercado de las reaseguradoras tenemos una situación parecida a la de después del 11 de septiembre de 2001", aseveró el director del área de reaseguros de Münchener Rück, Torsten Jeworrek, en una entrevista publicada hoy por el diario alemán Financial Times Deutschland.

Europäische Zentralbank, Frankfurt am Main

El Banco Central Europeo anunció inyección monetaria este lunes.

"El mercado es claramente diferente al de hace una semana", agregó Jeworrek. Por ello, para 2009, la reaseguradora muniquesa prevé aplicar "aumentos de precios de dos dígitos" en varios de sus servicios, anunció.

Hasta ahora, Münchener Rück sólo planeaba aumentos de precios de dos dígitos en pequeños segmentos de mercado. "Desde ahora existe un mercado duro" en el que suben los precios. La fase de caída de precios acabó, recalcó.

Desde Frankfurt, el Banco Central Europeo anunció para este lunes la inyección de hasta 40.000 millones de euros a los mercados financieros. Medidas similares fueron implementadas por el Banco de Japón, que destinó más de 14 mil millones de euros a preservar la estabilidad de cara a la crisis financiera.

DW recomienda