1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Ejército sirio termina de expulsar a rebeldes de Al Kusair

La localidad, estratégica para los intereses de ambos bandos, estuvo en manos opositoras durante un año. La guerra entra a nueva fase, dice Hizbollah.

Las fuerzas leales al Gobierno de Bashar al-Assad en Siria anunciaron la recuperación completa de la ciudad de Al Kusair, que hasta hace unas semanas estaba en manos de los rebeldes que buscan derrocar al régimen, en una guerra civil que se extiende por más de dos años y que ha dejado más de 80.000 muertos.

Los combatientes opositores escaparon del último reducto que estaba bajo su poder en esa localidad este sábado (08.06.2013), que permitía el traslado de suministros para las fuerzas que luchan contra el Ejército en otros sectores de país. La información fue dada a conocer por el Gobierno sirio y confirmada posteriormente por activistas opositores.

Decenas de rebeldes fueron detenidos por los soldados sirios, que de esta manera aseguran una zona esencial cerca de la frontera con El Líbano. La ciudad, que tiene más de 20.000 habitantes, quedó severamente dañada por los combates, que permitirán ahora a las fuerzas de Al-Assad mantener abierto un paso en el caso de que caiga Damasco.

Nueva fase de la guerra

El cierre de la operación se produce días después de que comenzara una fuerte ofensiva oficialista que, en colaboración con milicianos de Hizbollah, por medio de artillería pesada minó las posibilidades de lucha de los rebeldes. La captura del pueblo de Beweida Oriental, a las afueras de Al Kusair, terminó por consolidar la misión este sábado.

Las imágenes emitidas por la televisión mostraban a ese pueblo completamente destruido. Aparentemente, muchos rebeldes se habían refugiado ahí, hasta donde fueron perseguidos por las tropas del Ejército sirio. El canal de televisión de Hizbollah aseguró que durante la noche el régimen "lanzó una guerra de nervios sobre la ciudad con un bombardeo", al tiempo que aseguraba que la guerra "ha entrado en una nueva fase".

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos manifestó su preocupación “por el destino de cientos de heridos en Beweida Oriental”. Según una funcionario de la Cruz Roja, más de 30 heridos fueron evacuados de Al Kussair en los dos últimos días para recibir tratamiento médico en El Líbano.

Mientras, helicópteros sirios lanzaron ataques aéreos sobre localidades de Líbano donde la población apoya la causa de los rebeldes.

DZC (dpa, Europa Press, Reuters, AFP)