1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Egipto firma acuerdos por 36.000 millones de dólares

Culmina con éxito la conferencia de inversores extranjeros celebrada durante tres días. Pero el dinero no es suficiente: "Ahora empieza el trabajo", afirma el primer ministro Mehleb.

Durante una conferencia de inversores internacionales celebrada durante tres días en la ciudad egipcia de Sharm el Sheij para reflotar la economía del país, se cerraron acuerdos por alrededor de 36.000 millones de dólares, informó hoy el primer ministro Ibrahim Mahlab. Según el diario estatal "Al Ahram", entre los acuerdos hay uno con el grupo petrolero BP por 12.000 millones de dólares para producir tres mil millones de barriles.

En la conferencia también se firmó un acuerdo con la empresa tencológica alemana Siemens por 10.000 millones de dólares con la presencia del ministro de Economía alemán, Sigmar Gabriel. Y otro con la energética italiana Eni por valor de otros 5.000 millones.

"Ahora empieza el trabajo"

En un discurso pronunciado en la clausura de la conferencia, el jefe del Gobierno agregó que también se han logrado 18.000 millones de dólares para financiar proyectos de ingeniería y construcción, y 5.200 en préstamos de instituciones internacionales. A esto habría que sumar los 12.500 millones de dólares ofrecidos por Arabia Saudí, Kuwait, Emiratos Árabes Unidos y Omán, durante la inauguración el viernes de la conferencia.

"Ahora empieza el trabajo y el desafío. No nos queda más que luchar y acabar con los obstáculos, como la corrupción o el terrorismo", subrayó Mehleb en su alocución. El primer ministro instó al pueblo a trabajar, porque, según declaró, el dinero no es suficiente para desarrollar Egipto, al tiempo que prometió que su Ejecutivo se pondrá manos a la obra desde hoy mismo.

"Vamos a proteger lo conseguido y lograr más (...) Queremos abrir una nueva página y escribir nuestro futuro", afirmó el primer ministro. La conferencia de Sharm al Sheij era un reto para Egipto y un paso clave en el programa de desarrollo económico del Gobierno a medio plazo.

LGC (dpa / EFE)