1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

EE.UU. da explicaciones a Reino Unido por acusación sobre supuesto espionaje

Según un comentario difundido en Fox News, Obama habría espiado a Trump con ayuda de una compañía británica.

USA Pressesprecher Sean Spicer im Weißen Haus in Washington (picture-alliance/AP Images/A. Harnik)

Sean Spicer, portavoz de la Casa Blanca reprodujo una acusación de espionaje contra Reino Unido que tensionó la relación entre ambos países.

La tensión entre Reino Unido y Estados Unidos que se vivió hoy (17.03.2017) se debió a un comentario realizado por Andrew Napolitano transmitido por cadena televisiva Fox News. Los dichos del comentarista dicen relación con la acusación de Trump que apunta a que Barack Obama lo espió durante la campaña presidencial con ayuda de una agencia de inteligencia británica.

"Tres fuentes de inteligencia han informado a Fox News que el presidente Obama se saltó la cadena de mando. No usó la NSA (Agencia de Seguridad Nacional de EEUU), no usó a la CIA para espiar a Trump, Usó el GCHQ (complejo de comunicación británico)", dijo Sean Spicer, portavoz de la Casa Blanca, al citar el artículo de Napolitano.

La reacción del Gobierno británico fue inmediata, demostrando la molestia que les causaron los dichos y la supuesta relación que tendrían con un espionaje a Donald Trump. Por lo mismo, el embajador de Reino Unido en Estados Unidos, Kim Darroch, y el asesor de seguridad nacional del Gobierno británico, Mark Lyall, realizaron llamadas a Sean Spicer y al asesor de seguridad nacional, el general H. R. McMaster. Algo que fue confirmado por la Casa Blanca al momento de aclarar el inconveniente.

"El señor Spicer y el general McMaster les explicaron (a los representantes de Reino Unido) que el señor Spicer simplemente estaba citando una información pública, no respaldando ninguna información en particular", indicó la Casa Blanca en una breve nota distribuida a la prensa.

Por su parte, el GCHQ, un complejo de comunicaciones del Gobierno británico que trabaja en direta relación con los servicios secretos británicos MI5 (interior) y MI6 (externo) fue publicar un comunicado, en el que se calificó de "absoluto disparate" y de "ridículas" las acusaciones del canal de noticias Fox, citadas por el portavoz de la Casa Blanca.

"Las recientes afirmaciones hechas por el juez y comentarista Andrew Napolitano de que se había pedido al GCHQ que llevara a cabo escuchas contra el entonces presidente electo (Trump) son ridículas y un absoluto disparate y deberían ser ignoradas", señaló el GCHQ.

MN (efe, afp)

DW recomienda