1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

EE. UU. anuncia programa para inmigración legal de niños centroamericanos

Un programa gubernamental permitirá a un número limitado de menores centroamericanos emigrar legalmente (por refugio o reunificación familiar) a Estados Unidos, siempre que sus padres sean residentes legales en ese país.

Una manifestación de apoyo a los menores inmigrantes en California (archivo).

Una manifestación de apoyo a los menores inmigrantes en California (archivo).

"Este programa permitirá a los padres que residen legalmente en Estados Unidos solicitar el reasentamiento de sus hijos sin salir de los Estados Unidos", anunció el vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, quién precisó que el programa se pondrá en marcha en diciembre. Biden hizo el anuncio en un evento en el Banco Interamericano de Desarollo (BID), con motivo de la presentación por parte de los presidentes de El Salvador, Honduras y Guatemala del "Plan de la Alianza para la Prosperidad del Triángulo Norte".

DW recomienda

Con este programa de refugiados, la administración de Barack Obama pretende poner freno a la llegada masiva de niños indocumentados no acompañados, que ha puesto en jaque en los últimos meses al gobierno estadounidense. El objetivo es ofrecer "una alternativa segura, legal y ordenada al peligroso viaje que algunos niños realizan actualmente hacia Estados Unidos", señalaron el Departamento de Estado y el Departamento de Seguridad Nacional en un comunicado conjunto.

Planes “a” y “b”

El programa permitirá a algunos padres residentes legales en Estados Unidos solicitar el acceso al Programa de Admisiones de Refugiados para sus hijos que todavía viven en uno de esos tres países del Triángulo Norte. Los padres salvadoreños y hondureños que se encuentran en Estados Unidos con el el Estatus de Protección Temporal (TPS) también podrán solicitarlo, precisó un portavoz del Departamento de Estado.

Como "plan b", los niños "que sean considerados como no elegibles para su admisión como refugiados, pero todavía estén en riesgo de daño, pueden ser considerados para el programa de parole (reunificación familiar) caso por caso", señaló el gobierno.

No para indocumentados

La administración Obama dejó claro que este programa "no ofrecerá un camino para que los padres indocumentados traigan a sus hijos a Estados Unidos, sino que el programa ofrecerá a ciertos niños vulnerables y en riesgo la oportunidad de reunificarse con padres que residan legalmente en Estados Unidos".

Para poder reunificarse con sus hijos menores de 21 años, los padres deberán rellenar un formulario en Estados Unidos solicitando al Departamento de Estado que haga una entrevista a su hijo en su país de origen, para ver si éste califica para acogerse al programa. En caso de que el otro cónyuge resida con el menor en Honduras, El Salvador o Guatemala y estén casados, también se podrá incluir al cónyuge en la solicitud. Los niños realizarán una entrevista previa en su país de residencia y se les someterá a pruebas de ADN para comprobar que realmente son hijos del residente legal en Estados Unidos.

La idea de establecer un programa de refugiados para Centroamérica surgió durante la reunión que Obama mantuvo en la Casa Blanca con el presidente salvadoreño, Salvador Sánchez Cerén, el guatemalteco Otto Pérez Molina y el hondureño Juan Orlando Hernández, el pasado julio.

El programa tendrá, sin embargo, un impacto limitado, ya que en el programa de refugiados de Estados Unidos sólo hay disponibles 4.000 visados para toda América Latina y el Caribe, y ahí están incluidos los refugiados cubanos y los colombianos.

En el año fiscal 2014 (entre octubre de 2013 y septiembre de 2014), 68.541 menores no acompañados fueron detenidos en la frontera sur de Estados Unidos, un 77 por ciento más que en el año fiscal anterior.

RML (dpa, medios)