1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Dolor en Haltern por los escolares que viajaban en el avión

Se trataría de un grupo de estudiantes de entre 15 y 16 años, acompañados de dos profesores, también alemanes. Regresaban a Alemania tras participar en un intercambio con familias españolas

Un grupo de alumnos de una escuela alemana está entre las víctimas del avión de Germanwings siniestrado hoy (24.03.2015) en el sur de Francia. Se trata de un grupo de 16 estudiantes de entre 15 y 16 años que iban acompañados de dos profesores, también alemanes. Regresaban hoy a Alemania tras participar en un intercambio con familias españolas en el municipio de Llinars del Vallés, en la provincia de Barcelona noreste, según informó a dpa un portavoz del Ayuntamiento de esta localidad.

El horror de la catástrofe aérea se reflejó de inmediato en su escuela en Alemania. Tras la noticia, aparecieron las primeras velas sobre una tabla de tenis de mesa. Muchos alumnos con el gesto desencajado se fundieron en un abrazo."Puedo asegurarles que es el día más difícil de la historia de nuestra ciudad", declaró Bodo Klimpel, alcalde de Haltern, casi sin poder contener las lágrimas. "La ciudad está profundamente afectada. El shock se puede sentir en todos lados". La escuela ofreció ayuda psicológica a padres y estudiantes. También la iglesia de la ciudad abrió sus puertas para quien busque consuelo.

En estado de shock

"Las familias los acompañaron esta mañana a la estación de tren, desde donde se trasladaron al aeropuerto para tomar el avión fatal", dijo un representante del Ayuntamiento de Haltern. Autoridades y agentes de policía se trasladaron al centro educativo que había recibido a los estudiantes alemanes. "Hemos tenido que consolar a los alumnos, estaban en estado de shock", señaló el portavoz municipal.

Al parecer, tanto estudiantes como profesores del instituto Joseph-König, en la localidad de Haltern am See, en el noroeste de Alemania, rompieron a llorar cuando supieron que 16 estudiantes y dos profesores volaban en el aparato. Los alumnos habían disfrutado de un programa de intercambio de una semana en un instituto de Giola, en Llinars del Vallés, cerca de Barcelona. Era la segunda parte del programa, después de que doce estudiantes catalanes pasaran una semana en su escuela el pasado mes de diciempre. "Era un programa de intercambio de español y volvían a casa después de haber disfrutado, probablemente, de la mejor etapa de sus vidas", dijo Sylvia Loehrmann, ministra de Educación del estado de Renania del Norte-Westfalia. "Es tan trágico, tan triste, inconmensurable", dijo.

El presidente de Germanwings, Thomas Winkelmann, dijo hoy en rueda de prensa en Colonia que en el avión iban 67 alemanes, aunque precisó que esa cifra podía variar.

MS (dpa/efe)