1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Detienen a presuntos cómplices del asesinato de Berta Cáceres

Entre los detenidos figura un miembro del proyecto hidroeléctrico al cual se oponía la activista por el medio ambiente. Policías hondureñas realizan operativos para dar con más posibles cómplices.

Al menos cinco personas fueron detenidas por agentes policiales de Honduras acusados de participar en el asesinato de la dirigente ambientalista Berta Cáceres, de acuerdo con reportes de los medios de prensa.

Entre los capturados se encuentra el jefe de seguridad de una empresa constructora de una represa hidroeléctrica, así como un mayor en actividad de las Fuerzas Armadas de Honduras.

En Tegucigalpa fueron detenidos un técnico de la empresa desarrolladora del proyecto hidroeléctrico, al cual se oponía Cáceres y otras que al parecer formaban parte del equipo que ejecutó el crimen.

Igualmente, en las ciudades caribeñas de Puerto Cortés y La Ceiba, al norte de Tegucigalpa, se realizan operativos para dar con otras personas sindicadas de participar en el asesinato de la ambientalista y también dirigente indígena.

Las detenciones las realizan la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC), de la Fiscalía General, y efectivos de la Policía Militar, señalan los reportes.

Falta informe oficial

Ninguna autoridad hondureña ha dado información oficial y solamente se conocen los operativos, pero se ha filtrado a los medios que los mismos están vinculados al caso Cáceres.

Solamente se conoce el nombre de uno de los detenidos, Sergio Rodríguez Orellana, uno de cuyos hermanos admitió que trabaja como técnico ambiental en la empresa que realiza el proyecto hidroeléctrico en el occidente de Honduras.

La empresa a cargo de la construcción de la represa es Desarrollos Energéticos S.A (DESA), que fue constantemente denunciada por Cáceres por hacerle amenazas de muerte, así como una empresa minera que opera en la región.

Cáceres era la coordinadora del Comité de Organizaciones Populares Indígenas de los Pueblos Indígenas de Honduras (Copinh), que aglutina a las tribus lencas, la principal etnia precolombina hondureña.

El asesinato de Cáceres provocó una ola de indignación internacional, desatando una serie de protestas contra el Gobierno para exigirle que esclareciera su muerte.

EL(dpa, La Prensa)

DW recomienda