1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Derechos humanos: ¿de mal en peor?

Los reportes de Amnistía Internacional (AI) sobre el respeto de los derechos humanos nunca han levantado el ánimo, reconoce Hanns Schumacher. Y el balance de 2014 es más deprimente que los anteriores.

Conmemoración de la masacre de Maidán, en Kiev.

Conmemoración de la masacre de Maidán, en Kiev.

Las crisis en Siria, el Cercano Oriente y varios países africanos son muestra de un fuerte retroceso de la justicia internacional y un aumento de la impunidad. “Y la reacción de la comunidad internacional es insuficiente y vergonzante”, afirma el secretario general de AI, Salil Shetty.

Injusticia por doquier: Siria, Afganistán, México, Sudán, Rusia, Corea del Norte, pero también Estados Unidos y China. Todos estos son países y lugares en donde en 2014 se violaron las leyes del Derecho Internacional. En muchas partes del mundo se desacata la Convención de Ginebra que protege a la población en medio de conflictos militares. Una de las violaciones de la Convención de Ginebra es impedir la ayuda humanitaria.

Quienes revelan corrupción u opresión son, a menudo, acallados por regímenes autoritarios que cada vez son más duros. Quien haya visto cómo los representantes de Rusia, China, Sri Lanka y otros atacan abiertamente a la población civil hasta en el pleno de Naciones Unidas comparte el tono del actual reporte de AI: “2014 fue un año amargo para todos los defensores de los derechos humanos y todos los que sufren la miseria que generan las guerras y los conflictos armados”.

Para Europa “un año de retroceso”

Ni Alemania ni Europa pueden complacerse. No sólo por los sangrientos combates en el este de Ucrania y la represión de Rusia contra la libertad y la autodeterminación sexual. En Europa crece la discriminación contra las minorías y falta un trato más digno a los refugiados. Los ataques de los partidos de gobierno de Gran Bretaña y Suiza contra el Tribunal Europeo de Derechos Humanos son muestra de un espíritu de desprecio por los derechos fundamentales de las minorías.

Es más, la tortura practicada por la CIA para obligar a sospechosos a rendir declaraciones y la complicidad de algunos países europeos quedaron probadas en el informe del Senado de Estados Unidos.

África y Oriente Medio en llamas



Veinte años después del genocidio en Ruanda innumerables conflictos abren otra sangrienta brecha en África: Sudán del Sur se destaca de entre la miseria, un país que recientemente logró su independencia con la simpatía y ayuda internacional. Bajo la mirada de Naciones Unidas un gobierno irresponsable libra una guerra fratricida contra otras etnias a espaldas de los más pobres y vulnerables: las mujeres y los niños.

La "primavera" de 2011 en la Península Arábiga se convirtió en un gélido invierno: Libia y Yemen están al borde del colapso; Irak tambalea ante las hordas del autoproclamado e inhumano Califato; Egipto recayó en el autoritarismo por la lucha contra el terrorismo islámico.

Es tanta la tragedia de Siria, con sus más 200.000 muertos, que Naciones ha parado de contarlos. Y un conflicto casi olvidado: Israel y Palestina. El más reciente balance contó cerca de dos mil muertos. La negativa de Israel a cooperar con el Consejo de Derechos Humanos es una violación de sus obligaciones como miembro de Naciones Unidas.

¿Renuncia al veto?

El Consejo de Seguridad tiene la responsabilidad de garantizar la paz y la seguridad, así como la observancia de los derechos humanos. El vínculo entre conflicto e inestabilidad, por un lado, y desigualdad, pobreza y negación de los derechos básicos, por el otro, es un común denominador en el actual informe de Amnistía.

¿De qué serviría si sus cinco miembros permanentes renunciaran a su derecho al veto cuando se trate de genocidio o crímenes de lesa humanidad? Desde hace décadas se viene impidiendo una reforma del Consejo de Seguridad. Alemania tiene ahora la oportunidad de impulsarla, durante su actual presidencia del Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

* Hanns Schumacher es un diplomático alemán retirado. Hasta 2014 fue Embajador de Alemania ante Naciones Unidas, en Ginebra.