De héroes populares a ovejas negras | Deportes | DW | 09.02.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Deportes

De héroes populares a ovejas negras

Con la condena de Jan Ullrich por dopaje ha caído en desgracia otra estrella del mundo del ciclismo. Pero el caso del exciclista alemán es solo el más reciente capítulo de una serie de escándalos en torno al deporte.

Jan Ullrich: el fin de una carrera.

Jan Ullrich: el fin de una carrera.

Después de su victoria en 1997 en la competencia ciclista más famosa del mundo, el Tour de France, Ullrich había llegado a la cumbre de su carrera profesional y se había convertido en uno de los ídolos deportivos de una nación. Cinco años después de su retirada del deporte en 2007, el alemán cerró su capítulo como ciclista profesional con una condena por dopaje.

La Corte Arbitral del Deporte (CAS) en Suiza estimó este jueves comprobada la implicación de Ullrich en la red de doping sanguíneo de deportistas en torno al médico español Eufemiano Fuentes. El tribunal condenó a la antigua estrella del ciclismo a dos años de suspensión de toda actividad relacionada con ese deporte. Además, anuló todos sus resultados desde el 1 de mayo de 2005, entre ellos el tercer lugar que obtuvo en el Tour de France de 2005 y el primer puesto del Tour de Suiza de 2006.

Cada vez más controles

Jan Ullrich en el Tour de France 2005.

Jan Ullrich en el Tour de France 2005.

Pero el exciclista de 38 años es solamente el más reciente de los famosos representantes del deporte en ser condenados por dopaje. El español Alberto Contador conoció el lunes su sentencia de dos años de suspensión después de haber dado positivo por clembuterol el 21 de julio de 2010 durante el Tour. Tanto Contador como Ullrich negaron en todo momento haber recurrido a sustancias o métodos prohibidos.

Contador, por su parte, ha declarado no darse por vencido y continuar su carrera profesional después de la suspensión. Aunque todavía no ha habido ninguna reacción oficial de Ullrich con respecto a su condena, se considera muy improbable que este vuelva al deporte. Otro escándalo que generó mucha atención fue la suspensión del ganador del Tour en 2006, Floyd Landis, quien perdió su titulo después de habérsele descubierto testosterona en la sangre.

Métodos de dopaje refinados

La desconfianza en los ciclistas ha llegado en los últimos años a tal punto que son pocos los ganadores del Tour que no hayan estado bajo sospecha de dopaje. El director del Instituto de Investigación Biomédica y Farmacéutica IBMP, Fritz Sörgel, atribuye la detección de estos casos a la mayor cantidad y calidad de los controles efectuados antes, durante y después de las competencias. “Cada vez se toman más muestras y el número de las sustancias analizadas es mayor”, dijo el experto en una entrevista con Deutsche Welle.

Por otra parte, Sörgel estima que todavía hay una alta cifra desconocida de deportistas que se dopan. Y los fabricantes de productos de dopaje parecen estar desarrollando estrategias cada vez mas refinadas.”Hoy en día ya existen métodos que son muy difíciles de detectar, como por ejemplo, la manipulación de células”, dijo el experto.

Las condenas tienen poco efecto en la actitud de deportistas

ARCHIV - Beutel mit Eigenblut liegen in einem Kühlfach in einem Krankenhaus in Frankfurt (Archivfoto vom 26.09.2007). Nach Informationen der ARD sollen insgesamt 30 Sportler Kunden bei einer Wiener Blutbank gewesen sein. Rund zwei Drittel der Athleten, die illegal Blut-Transfusionen vorgenommen haben sollen, stammen angeblich aus Deutschland. Foto: Frank Rumpenhorst (Illustration zu dpa 0640 vom 15.01.2007) +++(c) dpa - Report+++

¿Cómo acabar con el doping?

Sörgel no cree que el caso Ullrich genere una nueva discusión sobre el dopaje en el ciclismo. “En vista de las numerosas sentencias pronunciadas en casos similares en los últimos años, no creo que la condena de Ullrich tenga un gran efecto disuasorio”, afirmó. Asimismo, dijo haber perdido todas las esperanzas de que haya un cambio de actitud en los deportistas profesionales de esta generación: “Esperemos a ver si las próximas generaciones cambian su comportamiento”, dijo Geese, quien atribuyó la larga duración del caso de Ullrich en gran parte a las peculiaridades del procedimiento jurídico.

Poco interés alemán en eventos ciclistas

Aunque las condenas jurídicas parezcan no tener una gran repercusión en el mundo del ciclismo, sí la tienen en la sociedad alemana. El investigador de los medios de comunicación en la primera cadena de televisión alemana ARD, Stefan Geese, afirma que el dopaje ha tenido efectos en los hábitos televisivos de los alemanes.

Según Geese, la gran popularidad de eventos como el Tour de France se desarrolló en gran parte gracias a las victorias de Ullrich. “Pero desde las primeras sospechas de dopaje en torno a su persona en 2006, el ciclismo profesional se volvió socialmente menos aceptable en Alemania”, dijo el experto. En general, los alemanes han perdido interés en las carreras ciclistas, añadió Geese, y afirmó que esta es una razón por la cual las cadenas públicas alemanas ya no las transmiten.

Autor: Gabriel Domíngez

Editora: Emilia Rojas

DW recomienda