De Facto: inversiones en Grecia, en Afganistán y en la paz | De Facto | DW | 07.10.2011
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

De Facto

De Facto: inversiones en Grecia, en Afganistán y en la paz

Apoyo de Alemania Grecia, el Consejo Europeo ofrece „sociedad democrática al pueblo palestino“ y felicitaciones de Merkel a las nuevas Nobel de la Paz.

default

El ministro germano de Finanzas y jefe del Partido liberal alemán (FDP), Philipp Rösler.

El rescate de Grecia y la protección de la moneda única siguen ocupando los primeros planos. La canciller alemana, Angela Merkel, apoya la propuesta holandesa de que el euro tenga un comisario propio en la Unión Europea.

Para evitar el endeudamiento extremo de los miembros de la UE hay un límite de déficit del 3% del PIB que hasta ahora ha sido imposible hacerlo cumplir, por ello Merkel aboga por una reforma del Tratado de Lisboa.

Justamente desde Bruselas, la canciller germana reiteró su respaldo a Grecia:

“He recalcado que Alemania quiere fortalecer la Unión Europea y que hagamos de ella una unión de la estabilidad y de la fortaleza competitiva. Por ello apoyamos todos los esfuerzos de la Comisión Europea.”

Sobre la recapitalización de bancos propuesta también por el presidente del Consejo Europeo, Merkel pidió "una señal" de la Unión Europea en la cumbre ordinaria que celebra el 17 y el 18 de octubre en Bruselas.

Por su parte, el ministro germano de Finanzas, el liberal Philipp Rösler, visitó Grecia con un grupo de inversionistas alemanes con la intención de apoyar la industria griega y la creación de un sistema que agilice la creación de pequeña y mediana empresa en el país heleno:

“Como en Grecia falta una infraestructura financiera moderna los europeos debemos ayudar a que el país recupere su total independencia y pueda mantenerse por sus propios medios. La crisis de Grecia tiene dos puntos decisivos: la deuda y la falta de competitividad económica. Y es aquí en donde Alemania quiere aportar sus conocimientos.”

La opinión pública alemana sigue viendo con ojos críticos la falta de hechos constatables de Grecia para cumplir con los compromisos de ahorro. El ministro alemán Rösler:

“Yo también veo con rareza que seamos nosotros, desde el extranjero, los que estén interesados en promover la inversión en Grecia, mientras los empresarios griegos abandonan su país. Quien quiere inversión extranjera, debe también estar dispuesto a crear empresa en su propio país.”

Nos vamos a Afganistán en donde - unos celebran y otros lamentan - que hoy se cumplan 10 años de la operación militar de la OTAN en ese país. 2.715 soldados de países occidentales han muerto durante esta década en Afganistán, entre ellos 52 alemanes y varios latinoamericanos que sirven en otros ejércitos.

Cuando las fuerzas militares extranjeras han empezado a abandonar Afganistán, Alemania tiene aún 5.000 soldados en ese país centroasiático. Dicha misión es rechazada por una mayoría de los alemanes.

En Berlín, el vocero de defensa de los socialdemócratas en el Bundestag, Rainer Arnold:

“El principal objetivo en Afganistán fue cumplido: Afganistán ha dejado de ser un refugio de terroristas que ya no pueden ser entrenados por miles para amenazar a Occidente. La segunda meta era evitar un Estado fallido que desestabilice la región, agravando la situación en Pakistán. A pesar de todo, en Afganistán hay progresos: la construcción de la sociedad civil, estructuras democráticas, educación y la salud han mejorado para bien de la gente.”

Naciones Unidas mantiene actualmente 16 misiones de estabilización estatal en todo el mundo.

Con una idea similar, el Parlamento Europeo reconoció a los palestinos el estatus de “socios para la democracia”. Salim Al Za'anun, presidente del Consejo Nacional Palestino, destacó el hecho en tiempos en que los palestinos pidieron a Naciones Unidas ser reconocidos como Estado:

“La decisión del Parlamento Europeo es histórica, significativa y un incentivo para la paz en el Cercano Oriente.”

Tres mujeres fueron condecoradas con el Premio Nobel de la Paz 2011: la presidente de Liberia, Ellen Johnson-Sirleaf, su compatriota Leymah Gbowee y la periodista yemení Tawakkul Karman comparten el galardón concedido por su lucha a favor de los derechos de la mujer.

La canciller alemana, Angela Merkel destacó el trabajo de las tres mujeres como esperanza de un mundo mejor“.

“Felicito de corazón a las mujeres Premio Nobel de la Paz 2011 porque han demostrado mucho coraje durante muchos años en la defensa de los derechos de la mujer, por su lucha por la libertad y contra la dictadura en sus países. Este reconocimiento es una señal de aliento para muchas mujeres y hombres en todo el mundo que luchan por la democracia y contra la injusticia.”

Autor: José Ospina-Valencia

Editor: Enrique López

Enlaces externos

Audios y videos sobre el tema