Cristina Fernández suspende visita al Vaticano | América Latina | DW | 29.12.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Cristina Fernández suspende visita al Vaticano

La mandataria de Argentina se reuniría, junto a su par chilena Michelle Bachelet, con el papa Francisco, para conmemorar aniversario de firma del Tratado de Paz y Amistad.

La fractura de tobillo que sufrió la presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, ha obligado a la mandataria a reorganizar su agenda. Y entre las actividades que debieron cancelarse se encuentra una importante reunión prevista para enero de 2015 con el papa Francisco y la presidenta de Chile, Michelle Bachelet. El encuentro se realizaría en el marco de la conmemoración del 30 aniversario de la firma del Tratado de Paz y Amistad entre Buenos Aires y Santiago.

La noticia fue confirmada este lunes (29.12.2014) por el jefe de gabinete argentino, Jorge Capitanich, quien informó que Fernández sufrió el pasado viernes “un accidente doméstico que se produjo en virtud de que no advirtieron la aplicación de un líquido deslizante en el piso, y eso provocó una caída”. Fernández sufrió “una fractura, por lo que se halla en reposo en la residencia presidencial de Olivos”.

Ante el nuevo escenario, Fernández “ha suspendido sus actividades”. Las audiencias locales serán reprogramadas a partir del 12 de enero y “paralelamente a esto, se suspenden las actividades programadas para enero, entre las cuales se destaca el viaje al Vaticano junto a la presidenta Bachelet”. Fernández tampoco acudirá a la posesión de mando de Dilma Rousseff, el próximo 1 de enero, en Brasil.

Mediación papal

El papa Francisco había invitado a Fernández y Bachelet a un acto en el Vaticano. En éste se celebraría el 30 aniversario del Tratado de Paz y Amistad firmado por Argentina y Chile que puso fin al diferendo limítrofe por el austral canal de Beagle, diferendo que casi lleva a las naciones sudamericanas a un conflicto bélico, en 1978. El tratado se firmó, tras la mediación del papa Juan Pablo II, en noviembre de 1984.

Fernández, de 61 años, regresó el viernes por la noche a Buenos Aires desde Río Gallegos, en la provincia patagónica de Santa Cruz, debido a la lesión y permanece en reposo en la residencia presidencial. Capitanich explicó que “se espera que en las próximas 48 horas (Fernández) pueda tener una decisión por parte de los médicos (sobre) si puede viajar o no a (la localidad sureña de) El Calafate, que es una de las posibilidades, o guardar reposo en Olivos”.

DZC (Reuters, EFE, dpa)