1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Cristina Fernández ¿encubridora en el atentado contra AMIA?

La mandataria y el canciller, Héctor Timerman, fueron denunciados por el fiscal Alberto Nisman, quien pidió la declaración de ambos por "encubrir a los prófugos iraníes acusados de la voladura a la mutual judía".

La presidenta argentina, Cristina Fernández de Kirchner, fue denunciada hoy (14.01.2015) por "encubrimiento" por el fiscal de la causa que investiga el atentado a la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA,) que causó 85 muertos en Buenos Aires en 1994. La Justicia argentina acusa a siete ex altos funcionarios iraníes, entre ellos al expresidente Alí Rafsanjani, y a un libanés, sospechoso de integrar Hizbolá, de ser los ideólogos del atentado contra la AMIA. En su día, se pidió a Interpol su captura internacional, aunque hasta ahora sin éxito.

El fiscal Alberto Nisman denunció que "el plan destinado a favorecer ilegalmente y desvincular en forma definitiva y fraudulenta a los sospechosos iraníes por su participación en el atentado contra la sede de la AMIA comenzó dos años antes de la firma del Memorando de Entendimiento". Nisman imputó a la presidenta a raíz de la firma de un tratado de cooperación para avanzar en el esclarecimiento del atentado, al sostener que, en realidad, la finalidad era desvincular a Irán de la responsabilidad por el atentado para acercase geopolíticamente al Gobierno de Teherán, obtener contraprestación energética, intercambiar petróleo por granos y hasta venderle armas.

La negociación "involucró a personal de la Secretaría de Inteligencia e incluyó negociaciones directas con uno de los principales acusados por el atentado, Moshen Rabbani, quien era informado y consultado constantemente, y evaluaba todo lo relacionado con el plan". El texto del fiscal, de casi 300 páginas, recayó en el juzgado de Ariel Lijo y se basa en intercepciones de comunicaciones telefónicas. La denuncia incluye a los dirigentes políticos Luis D'Elía, Andrés "Cuervo" Larroque y Fernando Esteche, entre otros.

El secretario general de la Presidencia, Aníbal Fernández, dijo que es "ridícula" la denuncia del fiscal contra Fernández de Kirchner y sostuvo que la Constitución establece que la jefa de Estado "tiene la habilidad para poder discutir tratados con países soberanos". A su vez, el funcionario recordó que quienes decidieron sobre el acuerdo con Irán para esclarecer el atentado a la AMIA fueron los senadores y diputados que lo aprobaron en el Parlamento.

"Fabricar la inocencia de Irán"

El atentado contra la AMIA fue el segundo contra un objetivo judío en la Argentina, tras el ataque explosivo a la embajada de Israel en Buenos Aires perpetrado el 17 de marzo de 1992, que dejó 29 muertos. El fiscal Nisman pidió además un embargo preventivo de bienes 200 millones de pesos (unos 23,2 millones de dólares) de la jefa de Estado, de su canciller, del diputado Larroque, de personal de la Secretaría de Inteligencia de la Presidencia de la Nación, de los dirigentes D'Elía y Esteche, entre otros.

La presidenta "ordenó desviar la investigación, abandonó años un legítimo reclamo de justicia y buscó librar de toda sospecha a los imputados iraníes, contradiciendo su probada vinculación con el atentado. Decidió fabricar 'la inocencia de Irán'", indicó el fiscal. Para Nisman, el Memorando de Entendimiento fue "la excusa" para solicitar a Interpol que diera de baja las notificaciones rojas sobre los iraníes requeridos por la Justicia argentina. "La denuncia se sustenta en un contundente conjunto de elementos probatorios, entre los que se encuentra el producido de intervenciones telefónicas ordenadas judicialmente", dijo el fiscal.

MS (dpa/rtrla/efe)