1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Copiloto estaba de baja por “incapacidad médica” el día del siniestro

Tras sendos allanamientos ejecutados en las residencias del copiloto de Germanwings la Fiscalía de Düsseldorf reveló que Andreas Lubitz había sido declarado “en licencia por enfermedad” el día martes 24 de marzo.

Andreas Lubitz, el copiloto que presuntamente estrelló de forma deliberada el avión de Germanwings, estaba de baja médica y en tratamiento psiquiátrico desde hacía tiempo, según informan este viernes (27.03.2015) medios alemanes. Entre los documentos hallados en los registros efectuados el jueves en sus domicilios se encontró una baja médica emitida por un neurólogo y psiquiatra, informa la edición digital del diario "Süddeutsche Zeitung".

Según ese medio, Lubitz se había sometido durante bastante tiempo a varios tratamientos psiquiátricos, a cargo de distintos médicos, el último de los cuales le había emitido la baja que, según informó previamente la fiscalía de Düsseldorf, el copiloto había roto y presumiblemente ocultado a su empleador. Germanwings reaccionó asegurando que el copiloto no entregó tal certificado de baja por enfermedad a la empresa el día del siniestro.

El diario berlinés "Der Tagesspiegel" informa, por su parte, de que Lubitz, de 27 años, había seguido un tratamiento por depresión en la Clínica Universitaria de Düsseldorf. En un comunicado, ese centro médico aclaró que efectivamente Lubitz había sido atendido ahí y que su última visita de produjo el día 10 de marzo.

Calificó no obstante de "incorrecto" que fuera para un tratamiento por depresión e indicó que había sido para contrastar diagnósticos, sin dar más detalles. La clínica se amparó en el precepto de la confidencialidad médica, que impide concretar esos extremos, aunque señaló que ha trasladado la información pertinente a la fiscalía de Düsseldorf.

Orden de incapacidad laboral en pedazos

Hoy mismo la fiscalía de esa ciudad, capital de Renania del Norte-Westfalia, informó del hallazgo en uno de los domicilios registrados ayer de Lubitz de distintos documentos médicos, incluida una baja vigente el día de la catástrofe, en pedazos.

La fiscalía informó, además que en esos registros “no se encontró ni una carta de despedida ni indicios que apunten a un trasfondo político o religioso" para su proceder. Hasta ahora se sabía que el copiloto de Germanwings había interrumpido durante unos meses, en 2009, su formación en el centro profesional de Lufthansa.

JOV/RML (sta-duesseldorf.nrw.de, dpa, efe, reuters)

DW recomienda