Colombia: conservadores se dividen entre Zuluaga y Santos | América Latina | DW | 29.05.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Colombia: conservadores se dividen entre Zuluaga y Santos

La excandidata presidencial apoyó a Zuluaga, pero 47 de los 58 congresistas del histórico partido manifestaron su respaldo a Santos.

Las agitadas aguas de la política colombiana tuvieron este miércoles (28.05.2014) un nuevo remezón, luego de que el histórico Partido Conservador se dividiera en sus apoyos a los candidatos que pasaron a la segunda vuelta en las presidenciales del pasado 25 de mayo. Mientras la excandidata Marta Lucía Ramírez se decantó por el derechista Óscar Iván Zuluaga, los congresistas decidieron dar su respaldo al presidente Santos.

El resultado de la segunda vuelta, que se realizará el 15 de junio, es vital para el futuro de la negociación con la guerrilla de las FARC impulsada por el actual mandatario y que es rechazada de plano por Zuluaga, un uribista que se niega a conversar con los grupos rebeldes. Por ello es indispensable para ambos contendientes obtener el apoyo de los partidos que quedaron fuera del balotaje.

Ramírez, exministra de Uribe y tercera en las votaciones con un 15,52 por ciento de los votos, dijo que su apoyo a Zuluaga responde al interés de éste de “acabar con la corrupción” y afirmó que las bases del Partido Conservador están con ella. Sin embargo, 47 de los 58 congresistas del partido prestaron su respaldo total al presidente Santos, y son ellos los que tiene poder en las zonas que representan.

Abiertos al diálogo

Tras reunirse con los conservadores, Santos señaló que agradecía “enormemente este respaldo, que va a ser definitivo. Vamos para el triunfo el 15 de junio”. A su juicio, el triunfo será contundente porque “cuando se buscan valores supremos no hay distintos ni diferencias de ninguna índole”. Actualmente el presidente gobierna en alianza con los liberales, conservadores y Cambio Radical, en una política que deberá repetir si desea seguir al frente del país: la política de las alianzas y los acuerdos transversales.

Si bien Zuluaga siempre se ha mostrado contrario a los diálogos de paz con las FARC, en el documento que firmó con el sector del conservadurismo que respalda a Ramírez, se mostró dispuesto a continuar con las negociaciones “sin acuerdos a espaldas del país, con condiciones y plazos que garanticen avances tangibles”. La misma Ramírez sostuvo que hay que dialogar “bajo la condición de que no puede haber impunidad”.

Por su parte, la Alianza Verde decidió no apoyar a ninguno de los candidatos y dejar en libertad de acción a sus militantes. El 8,28 por ciento obtenido por Enrique Peñalosa es también bien visto por los aspirantes a la presidencia. Sin embargo, el político llamó a sus seguidores “a votar por la alternativa que mejor interprete los principios y propuestas programáticas. Hemos decidió no expresar apoyo público a ninguno de los dos candidatos”.

La izquierda, en tanto, que sumó el 15,23 por ciento en las elecciones, se mantiene en consultas para tomar una decisión, aunque su candidata, Clara López, dijo que ella y su bancada eran amigos “del proceso de paz”.

DZC (Reuters, dpa, AFP)