China rehúsa prestar ayuda a Europa para salir de la crisis | Europa | DW | 02.02.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

China rehúsa prestar ayuda a Europa para salir de la crisis

La visita de Angela Merkel a China no parece cumplir con las expectativas de la canciller de obtener ayuda para resolver la crisis de la eurozona. Wen Jiabao pidió a europeos redoblar esfuerzos para salir adelante.

Angela Merkel, de visita en China con el primer ministro Wen Jiabao.

Angela Merkel, de visita en China con el primer ministro Wen Jiabao.


China no planea por el momento ayudas millonarias para la estabilización del euro. Después de conversar en Pekín con la canciller alemana, Angela Merkel, el primer ministro chino, Wen Jiabao, se mostró hoy reacio a participar en el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF), e instó por el contrario a los europeos a redoblar esfuerzos para sacar adelante las reformas necesarias en sus políticas presupuestarias y fiscales.

"Los propios esfuerzos son decisivos en esta cuestión", dijo Wen en una conferencia de prensa conjunta con Merkel en el Gran Salón del Pueblo de Pekín. Previamente, en un discurso ante funcionarios chinos en la Academia de Ciencias Sociales, Merkel había pedido confianza en el euro y había asegurado que Europa está "en el camino correcto" para superar la crisis, gracias a las políticas de austeridad y las reformas en marcha. El ahorro y el crecimiento no se contradicen, dijo la jefa de gobierno alemán, señalando que Europa conseguirá mejorar su competitividad con reformas laborales y la lucha contra la burocracia.
 

Merkel, por igualdad y más flexibilidad

Merkel se reunió también con el director del banco central chino, Zhou Xiaochuan,

Wen Jiabao: Europeos deben esforzarse.

Wen Jiabao: "Europeos deben esforzarse".

así como con Liu Jiwei, jefe del fondo de inversiones estatal China Investment Corporation. El fondo administra parte de las reservas de divisas chinas, de 3,18 billones de dólares (2.400 billones de euros), consideradas las mayores del mundo.

La canciller abogó por un mejor acceso al mercado chino y afirmó que las empresas alemanas quieren ser tratadas en igualdad de derechos con las empresas chinas. Merkel exigió además una mejor protección de la propiedad intelectual e industrial.

Al mismo tiempo, en vista de la fortaleza económica del país asiático, Merkel instó a China a asumir mayor responsabilidad y consideró que Pekín debe adoptar una política más flexible en relación al tipo de cambio de las divisas y abrirse cada vez más a la Organización Mundial del Comercio (OMC). "Las posibilidades para China serán mayores", afirmó.
 

Diálogo a pesar de diferencias en derechos humanos

En su viaje de tres días a China, Merkel está acompañada por una delegación empresarial de alto rango, que mantuvo conversaciones en la poderosa Comisión de Reformas y Desarrollo (NDRC), así como en el Ministerio de Comercio. De la delegación forman parte los dirigentes de Siemens, Volkswagen, Commerzbank y el gigante químico BASF.

Durante su encuentro con Wen Jiabao, la canciller alemana mencionó también el tema de los derechos humanos en China. Merkel afirmó que la intensidad de las relaciones entre China y Alemania permite hoy por hoy dialogar sobre temas sobre los que hay también "opiniones diferentes". La canciller dijo que el desarrollo económico se basa en la paz interna y que para ello son necesarias también "estructuras confiables de Estado de derecho". Según se afirmó en fuentes de la delegación alemana, durante la visita se entregó a las autoridades chinas una lista con casos concretos de violaciones de los derechos civiles.
 

Programa nuclear de Irán e inversiones

También hubo diferencias de opinión en torno al embargo petrolero a Irán, en

No habrá ayuda china para el FEEF.

No habrá ayuda china para el FEEF.

relación a la disputa nuclear. "Las sanciones no solucionan los problemas", afirmó Wen, asegurando que China trabaja para que se retomen las negociaciones internacionales con Irán.

Wem indicó que también China rechaza que cualquier país de Cercano Oriente desarrolle armas nucleares, pero consideró que el diálogo y la cooperación son "el único método correcto para solucionar este problema". El jefe de gobierno se pronunció al mismo tiempo en contra de "politizar" las relaciones económicas de China, que compra una quinta parte de las exportaciones iraníes de petróleo.

Merkel también pidió inversiones chinas para Alemania. En abril, China será el país invitado en la Feria de Hannover, la mayor feria industrial del mundo. El primer ministro chino abogó por ampliar mutuamente las inversiones. No obstante, no reiteró los deseos de China de que se levanten las limitaciones a la exportación de sus productos tecnológicos y que Europa lo catalogue como economía de mercado, lo que le proporcionaría mayor protección ante litigios comerciales.

Merkel será recibida el viernes por el jefe de Estado y del Partido Comunista, Hu Jintao, antes de continuar su viaje rumbo a Guangzhou, en el sur de China. Como un "gesto especial", según afirman diplomáticos, Wen Jiabao acompañará a la canciller alemana en su visita a Guangzhou.

DPA
Edición: Cristina Papaleo

DW recomienda