1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

China presenta acusación formal contra exdirigente Bo Xilai

La fiscalía general de China acusó formalmente al exmiembro del Politburó Bo Xilai de recibir sobornos, corrupción y abuso de poder, informó este jueves la agencia de noticias china Xinhua.

El escrito de acusación contra el político, exjefe del Partido Comunista de Chongqing, de 64 años, fue presentado este jueves, 25 de julio, en el tribunal popular de la ciudad de Jinan, en la provincia de Shandong, señaló la agencia.

Bo Xilai, que era una estrella en ascenso del Partido Comunista, miembro del politburó e hijo de un líder revolucionario, fue destituido en marzo de 2012 tras una lucha por el poder. Podría ser condenado a entre 15 años y cadena perpetua, e incluso a la pena de muerte, pero los observadores lo creen poco probable por ser miembro de una influyente y rica familia.

La fiscalía acusa a la que fuera toda una estrella política en China de "graves crímenes". Bo Xilai aceptó "sumas extremadamente altas de dinero y bienes" como sobornos y abusó de su posición para lograr otras ventajas. Además "malversó grandes cantidades de dinero público y abusó de su poder", se indicó.

“Intereses del pueblo chino, fuertemente dañados”

La acusación añade que los intereses del Estado y del pueblo chino se vieron fuertemente dañados por sus actuaciones. La Defensa también presentó sus alegaciones, con lo que el proceso contra el hijo del líder revolucionario Bo Yibo comenzará pronto.

Exterior de la corte de Jinan, en la provincia de Shandong, China, donde se llevará a cabo el juicio a Bo Xilai.

Exterior de la corte de Jinan, en la provincia de Shandong, China, donde se llevará a cabo el juicio a Bo Xilai.

La acusación es, sin embargo, complicada porque el político se negó a cooperar, citó el "Wall Street Journal" a diversas fuentes ceranas al caso. Antes de su detención, Bo Xilai rechazó las acusaciones de corrupción contra su familia. Una falta de cooperación en las investigaciones se castiga en China con penas más altas.

El cierre el caso, que mantiene en vilo al país desde comienzos de 2012, es una de las tareas más controvertidas del nuevo presidente Xi Jinping. Se espera que la condena se dé a conocer antes del importante pleno del comité central del Partido Comunista, en el otoño boreal, donde se establecerán las bases de futuro.

El proceso analizará el desvío de fondos y sobornos por valor de unos 30 millones de yuanes (3,7 millones de euros o 4,8 millones de dólares). La acusación de abuso de poder está relacionada con el asesinato del británico Neil Heywood. La esposa de Bo, Gu Kailai, fue condenada a la pena de muerte en suspenso en agosto del año pasado por la muerte del empresario, que era un amigo de la familia. Se acusa a Bo de conspirar para ocultar el crimen de su mujer.

Caso de Bo Xilai causó grave crisis

Bo Xilai, un político seductor y mundano, era candidato a ocupar altos cargos en el recambio generacional que se produjo el año pasado en China, hasta que un conflicto

Bo Xilai y su esposa, Gu Kailai. (Archivo).

Bo Xilai y su esposa, Gu Kailai. (Archivo).

con el jefe de policía de Chongqing y ex aliado lo hizo caer en desgracia. En febrero de 2012, el corrupto policía Wang Lijun se refugió en el consulado estadounidense de Chengdu, ciudad cercana a Chongqing, porque temía por su vida tras enfrentarse a Bo. Tras salir y entregarse a las autoridades chinas, reveló que la mujer del dirigente había envenenado al británico. Heywood habría ayudado a la familia a sacar al extranjero su fortuna, pero luego hubo conflictos entre ellos. Bo Xilai fue destituido de su cargo, del Politburó y del Comité Central, y puesto bajo arresto domiciliario.

El caso generó una fuerte crisis en el partido, de cara al recambio generacional que se produjo en noviembre pasado. Bo Xilai era muy apreciado entre las fuerzas más conservadoras de izquierda dentro del partido, en el que tenía mucha influencia, así como también en el Ejército. El policía Wang Lijun fue condenado en septiembre de 2012 a 15 años de cárcel por soborno y abuso de poder.

CP (dpa, rtr, afp)

DW recomienda