1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Canadá endurecerá ley antiterrorista tras mortal ataque

Se conocieron nuevos antecedentes del atentado que dejó un soldado muerto en Ottawa. Se trataría de un perturbado mental recientemente convertido al islam.

El primer ministro de Canadá, Stephen Harper, informó este jueves (23.10.2014) que endurecerá la ley contra el terrorismo, luego del atentado ocurrido el miércoles en el barrio del gobierno en Ottawa, donde un soldado perdió la vida antes de que el atacante fuera abatido por un encargado de seguridad del Parlamento canadiense. Entre las medidas anunciadas está aumentar los poderes de control y detención para las fuerzas de seguridad.

En un discurso con motivo de la apertura de la sesión parlamentaria, Harper destacó que Canadá no se dejará intimidar por la violencia y el terror. “Estaremos muy atentos, pero no andaremos de un lado a otro asustados”, dijo entre la ovación de los diputados. Harper llevaba mucho tiempo pidiendo una ley antiterrorista más dura. Los borradores “ya están en camino y serán acelerados. Vivimos en un mundo peligroso”, apuntó la autoridad.

La policía confirmó que fue un único atacante quien mató a tiros a un soldado delante del Parlamento y después asaltó el edificio del Legislativo, donde disparó a su alrededor hasta que un responsable de la seguridad lo abatió. El diario canadiense The Globe and Mail identificó al atacante como Michael Zehaf-Bibeau, de 32 años, al que retrata como un perturbado mental que se había convertido recientemente al islam y que combatió en Libia para derrocar a Muammar al Gaddafi.

Padres de atacante piden perdón

El de este miércoles se trató del segundo atentado en Canadá en la semana, después de que el lunes un islamista atropellara en Montreal a dos soldados con su automóvil, uno de los cuales murió. También el atacante fue abatido por la policía durante la persecución posterior. Ambos ataques se produjeron luego de que Canadá anunciara que enviaría seis aviones de combate y participaría en los ataques aéreos de una coalición contra los militantes del Estado Islámico, quienes han capturado partes de Irak y Siria.

En horas de la tarde, los padres de Zahaf-Bibeau emitieron un comunicado donde señalan que “no existen palabras que puedan expresar la tristeza que sentimos en estos momentos”. Además de saludar a la familia del cabo abatido, quisieron “pedir disculpas por el dolor, terror y caos que creó” su hijo. “No tenemos ninguna explicación. Estoy enfadada con nuestro hijo, no entiendo y una parte de mí quiere odiarle en estos momentos”, escribió Susan Bibeau, madre del principal sospechoso.

DZC (dpa, Reuters, EFE)

DW recomienda