1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

BCE mantiene mínimas tasas de interés

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, informó que el organismo mantendrá su política de estímulos, en una reunión marcada por la interrupción de una activista del Grupo Femen.

La conferencia de prensa estuvo marcada por la interrupción de una activista del Grupo Femen.

La conferencia de prensa estuvo marcada por la interrupción de una activista del Grupo Femen.

A pesar de las informaciones que especulan sobre un final anticipado del programa de compra de deuda a gran escala, Draghi aseguró que seguirá en activo "hasta contar con un ajuste sostenido en la senda de inflación hasta acercarnos al objetivo de estabilidad de precios". La implementación de la compra de deuda "avanza sin sobresaltos", afirmó sobre el programa puesto en funcionamiento el pasado 9 de marzo. "Mirando hacia el futuro, nuestro foco seguirá estando en implementar por completo nuestras medidas de política monetaria".

El economista italiano insistió en que habrá compra de bonos por valor de 60.000 millones de euros mensuales (64.000 millones de dólares) hasta septiembre de 2016 o hasta que aumente la tasa de inflación en la zona euro hasta acercarse al objetivo de estabilidad de precios fijado por el BCE en "cerca, pero por debajo, del dos por ciento". Actualmente la inflación en la eurozona se encuentra en el -0,1 por ciento, una tasa que es probable que se mantenga baja o en niveles por debajo del cero por ciento durante meses hasta que comiencen a aumentar a finales de año y aún más durante 2016 y 2017, indicó Draghi.

El presidente del BCE reconoció estar sorprendido por las especulaciones en torno a la llamada flexibilización cuantitativa o Quantitative Easing (QE), como se conoce al programa de compra de deuda. "Los comentarios que hablan de una escasez de potencial de los bonos de Estado y del programa de compra son un poco exagerados", afirmó. "No vemos problema alguno. Nuestro programa es suficientemente flexible para poder ajustarlo si las circunstancias cambian".

Tasa de interés en su mínimo histórico

Durante la rueda de prensa posterior a la reunión del consejo de gobierno del BCE en la que decidieron mantener la principal tasa de interés en un 0,05 por ciento, su mínimo histórico, Draghi recordó que la solución de la crisis de Grecia está en manos del gobierno heleno y de las negociaciones entre Atenas y sus socios europeos. Asimismo, indicó que hasta el momento la liquidez proporcionada por el BCE asciende a más del 124 por ciento del PIB griego.

Al ser preguntado por España, Draghi solicitó al país "reforzar las medidas de política laboral" para seguir por el camino de la recuperación económica. "Para mejorar las condiciones para la creación de empleo y para reducir la elevada dualidad del mercado laboral necesitamos más medidas", afirmó. "Tenemos que reforzar las medidas de política laboral", recomendó al mismo tiempo que destacó la evolución registrada en España. "Es incuestionable que la economía española está experimentando una recuperación", declaró recordando que se han creado casi 500.000 empleos desde finales de 2013. "Es incuestionable que estos progresos han venido respaldados por las reformas que se han venido aplicando desde 2012", afirmó.

Un susto

Apenas cinco minutos después de que diera comienzo la tradicional rueda de prensa posterior a la reunión del consejo de gobierno del BCE en la que Draghi explica las decisiones adoptadas, una mujer, que estaba sentada entre los periodistas, se levantó y de un salto se subió a la mesa situada delante del presidente del BCE, que se llevó un gran sobresalto.

Al grito de Fin a la dictadura del BCE la activista del Grupo Femen comenzó a lanzar papeles y confeti

Al grito de "Fin a la dictadura del BCE" la activista del Grupo Femen comenzó a lanzar papeles y confeti.

Al grito de "Fin a la dictadura del BCE" la activista del Grupo Femen comenzó a lanzar papeles y confeti, lo que provocó que Draghi abandonara la sala durante unos minutos y la interrupción de la señal institucional desde la nueva sede del BCE en Fráncfort. De acuerdo a la policía, se trata de una mujer de 21 años de Hamburgo. Poco después de que los agentes de seguridad sacaran a la mujer de la sala, Draghi volvió a retomar la rueda de prensa intentando recuperar la normalidad, retomando sus papeles como si nada hubiera pasado.

RML (dpa, efe, reuters)