1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Autores llaman a denunciar sin peros persecución de disidentes en Cuba

El escritor y periodista español Antonio Muñoz Molina arremetió hoy contra los intelectuales progresistas occidentales que guardan silencio sobre el encarcelamiento en Cuba de periodistas y escritores por motivos de conciencia, coincidiendo con el quinto aniversario de la que se ha llamado la "primavera negra".

"Una de las grandes vergüenzas de la clase intelectual, de la clase literaria y de la clase periodística europea y occidental ha sido la indiferencia, cuando no la hostilidad, hacia el sufrimiento de los perseguidos en regímenes comunistas", aseguró en Madrid, donde presentó junto al disidente cubano Raúl Rivero el informe "La larga primavera negra de Cuba", realizado por el Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ).

Al informe se han adherido Adam Michnik, Noam Chomsky, Sergio Ramírez, Tomás Eloy Martínez, Ariel Dorfman, Fernando Savater, Juan Goytisolo, Elena Poniatowska, Laura Esquivel, J.M. Coetzee y Laura Restrepo. "Es escandaloso que sean tan pocos", dijo Muñoz Molina sobre los intelectuales que se solidarizan con "estos periodistas perseguidos en Cuba".

El escritor consideró que en España y otros lugares de Europa, así como en América Latina "se paga un precio muy alto" por decir que en Cuba hay "una represión brutal" y por pedir que los cubanos "disfruten de los mismos derechos a la libertad de expresión".

"No hay ninguna razón que haga tolerable la tiranía", manifestó el autor de "Sefarad" y "El jinete polaco".

Entre el 18 y el 20 de marzo de 2003, en Cuba fueron detenidos y encarcelados 75 disidentes. Las detenciones provocaron una fuerte protesta internacional. La Unión Europea impuso sanciones a Cuba ese mismo año por ese episodio, entre otros motivos. Las sanciones fueron congeladas dos años más tarde, si bien aún no han sido eliminadas definitivamente.