1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Austria: buscan determinar hora de muerte de inmigrantes

Las investigaciones de la policía austríaca tras el hallazgo de 71 inmigrantes muertos en un camión refrigerador se centraban este sábado (29.08.2015) en intentar establecer la hora exacta y la causa de su muerte, según indicaron los agentes en declaraciones a la radio del país ORF. En Austria comparecen ante el juez tres de los cuatro arrestados en relación con el abandono del camión. Entre ellos figura el dueño del vehículo y dos conductores. No se han revelado detalles sobre el cuarto detenido.

Las autoridades investigan bajo los cargos de tráfico de personas, imprudencia temeraria y tentativa de homicidio, según señaló el fiscal jefe de Eisenstadt, Johann Fuchs. Resulta crucial establecer la hora de la muerte de los refugiados, ya que si ya estaban muertos cuando el camión cruzó la frontera húngara para entrar en Austria, la responsabilidad principal de la investigación pasaría a la justicia húngara. El resultado de las autopsias se conocerá en unos días.

Hungría es uno de los países más afectados por la llegada masiva de refugiados. Muchos de los solicitantes de asilo llegan a Grecia, siguen por los Balcanes y atraviesan Hungría antes de solicitar asilo en otro país de la Unión Europa más al oeste. Hungría está construyendo una valla junto a la frontera serbia para impedir su paso, pero por el momento está sirviendo de poco. No cesa la afluencia de refugiados a Alemania, país al que muchos de ellos quiere llegar y que para este año espera 800.000 solicitudes de asilo.

En Austria fue objeto de controversia además la publicación de una imagen con los cadáveres de los inmigrantes muertos en el camión. El diario Kronen Zeitung publicó la imagen sin pixelar de los cadáveres hacinados en el camión. “La cara de las víctimas no se ve, así como la identidad está protegida. Tiene que ser posible ilustrar una tragedia de esas dimensiones”, dijo el redactor jefe de multimedia del diario, Richard Schmitt, al diario Der Standard.

El Ministerio del Interior austriaco está investigando el origen de la foto y el caso está en manos de la fiscalía, según aseguró la policía. (dpa)