1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

AMIA: sin Menem empezó juicio por encubrimiento en atentado

El expresidente de Argentina se ausentó debido a un “agravamiento” de su estado de salud, según informó su defensa.

El juicio por presunto encubrimiento del atentado de 1994 contra la mutualista judía AMIA, que causó 85 muertos en Buenos Aires, comenzó este jueves (06.08.2015) con la ausencia del expresidente Carlos Saúl Menem (1989-1999), uno de los imputados. De acuerdo con su defensa, el político de 85 años no se presentó ante el Tribunal Oral Federal 2 debido a un “agravamiento” de su estado de salud. Anteriormente, los jueces habían desestimado pedidos de Menem para no comparecer por ese mismo motivo.

El senador no estaba en condiciones de asistir debido a un cuadro de “hipertensión, sumado a diabetes, esclerosis y artrosis”, precisó su abogado, Omar Daer. El político peronista es acusado junto a otras doce personas por supuestas irregularidades que se habrían cometido en el marco de la tramitación de la causa iniciada a partir del atentado perpetrado el 18 de julio de 1994 a la mutual judía en el barrio porteño de Once.

Esto forzó la declaración de nulidad de toda la investigación y la absolución de los policías imputados, lo que derivó en un nuevo juicio. También se ausentó de la sala el extitular de los servicios de inteligencia argentinos, Hugo Anzorreguy, quien atendió el inicio del juicio por videoconferencia desde la clínica donde se encuentra ingresado por una infección. Entre los acusados están el primer juez de la causa, Juan José Galeano, quien fue destituido en 2005 por mal desempeño, los exfiscales de la causa Eamón Mullen y Jorge Barbaccia, el excomisario de la Policía Federal Jorge Palacios y el abogado Carlos Telleldín.

Culpables a cualquier precio

En esta primera audiencia se leyeron los delitos que se les imputa: encubrimiento, abuso de autoridad, falsedad ideológica y violación de medios de prueba, a los que Galeano suma el cargo de prevaricación. Familiares de algunas de las víctimas asistieron al comienzo de un juicio que ven como una “oportunidad” de reparar el “daño que este encubrimiento implicó”, en palabras de Diana Malamud, miembro de Memoria Activa y viuda a causa del atentado.

El jefe de Gabinete argentino, Aníbal Fernández, expresó su confianza en que el proceso permita “dar con los responsables de esa catástrofe” y “dar una buena pista de la conexión local, que es la que falta como pata fundamental en estos términos”. Al declarar la nulidad de la investigación en 2004, la Justicia sostuvo que el Gobierno de Menem y el juez Galeano buscaron “encontrar culpables a cualquier precio”.

El juicio por encubrimiento se desarrolla siete meses después de que el fiscal Alberto Nisman, quien sostenía la tesis de que funcionarios iraníes tuvieron responsabilidad en el atentado, apareciera muerto en su departamento. Nisman fue encontrado con un disparo en la cabeza y un arma al lado de su cuerpo el 18 de enero, cuatro días después de presentar una denuncia contra la presidenta Cristina Fernández por encubrimiento de los sospechosos iraníes, usando como herramienta un acuerdo que el Gobierno firmó con Teherán en el 2013. Su muerte todavía no ha sido esclarecida.

DZC (EFE, dpa, Reuters)

DW recomienda