1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Alta afluencia a las urnas en segunda vuelta en Irán

La segunda ronda de las elecciones parlamentarias que hoy se celebran en Irán se desarrolla con aparente tranquilidad en todo el país y con una alta afluencia de votantes a las urnas, informaron fuentes oficiales.

La votación, que arrancó a las 8 de la mañana hora local (04.30 GMT) y que está previsto que concluya a las 19 horas (16.30 GMT), se vivió con un "buen ambiente" en los colegios electorales y no se registró "ningún incidente que indique que la seguridad y el orden electoral se haya visto alterado", dijo a la prensa el responsable nacional de la gestión de la votación, Mohamad Hosein Moqimí.

Moqimí subrayó además que en las 55 circunscripciones repartidas en 21 provincias del país en las que se desarrolla la votación, "la presencia del pueblo" estaba siendo "masiva".

Por su parte, el ministro del Interior, Abdolreza Rahmaní Fazlí, instó a los ciudadanos a votar lo antes posible, con la idea de que la votación culmine a la hora oficial prevista. De ser así, el ministro apuntó que los resultados oficiales podrían estar listos a primera hora de la mañana del sábado y no el domingo, como se había anunciado en un primer lugar.

27 millones de iraníes llamados a votar

En esta segunda ronda electoral 136 candidatos compiten por los 68 escaños que quedaron sin adjudicar el pasado 26 de febrero de los 290 que componen el Parlamento iraní.

Unos 27 millones de iraníes, aproximadamente la mitad del censo electoral, están convocados para la votación. En lo que constituye una novedad en las segundas vueltas
electorales en Irán, en esta ocasión no se vota en la ciudad de Teherán, centro político y mayor circunscripción electoral del país, ya que sus 30 diputados fueron adjudicados en bloque a candidatos reformistas y moderados tras la votación del 26 de febrero.

Los candidatos que participan en estos comicios son aquellos que resultaron más votados en cada circunscripción pero que no alcanzaron el mínimo del 25% de los sufragios necesarios para adjudicarse una banca.

Para obtener el escaño en esta ocasión, los candidatos solo deben obtener más votos que sus rivales. Se espera que el resultado de esta votación no cambie sustancialmente la correlación de fuerzas en el Parlamento, que tras las elecciones de febrero vio como los "principalistas" (conservadores) se mantenían como la mayor fuerza parlamentaria pero sin poder suficiente como para torpedear la labor del Gobierno de Rohaní.

Los reformistas multiplicaron su presencia, y junto con los diputados independientes, podrán controlar o impedir incluso cualquier ataque parlamentario al Gobierno.



CP (efe, rtr)

DW recomienda