1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Alivio en Berlín por el triunfo de Macron

La plana mayor de la política berlinesa saludó al unísono el triunfo de Macron. Pero sobre todo el partido socialdemócrata, Los Verdes y La Izquierda demandan un cambio en la actitud hacia Francia.

¡Alivio! Así se puede resumir la reacción alemana ante el resultado de las elecciones francesas. Emmanuel Macron apoya la integración europea y se propone seguir colaborando estrechamente con Alemania, a diferencia de lo que pregonaba su derrotada contrincante, Marine Le Pen. Poco después de conocerse el desenlace electoral, Angela Merkel felicitó por teléfono al ganador. El portavoz del Gobierno de Berlín hizo notar que la canciller aprecia la defensa de una Unión Europea cohesionada y abierta al mundo que hizo Macron durante su campaña. Se dice que uno de los primeros viajes del nuevo presidente francés lo llevará a la capital alemana.

 

Más información:

-Así es Macron, el presidente de Francia más joven de la historia

-Macron: “Defenderé Francia, defenderé Europa”

 

Satisfecha se mostró también la ministra federal de Defensa, Ursula von der Leyen, en un debate de televisión. "Este es un buen ejemplo de que se puede ganar elecciones con el tema de Europa”, afirmó, denotando una silenciosa esperanza de que el populismo ya haya atravesado su cenit en el Viejo Continente.

Ayudar a Francia

El ministro alemán de Relaciones Exteriores, el socialdemócrata Sigmar Gabriel, también se mostró aliviado, pero hizo notar que se requiere una política diferente ante París: "Macron quiere sobre todo reformar Francia y hacerla recuperar fuerza económica y social. Cuenta con un buen programa para ello. Pero también planteará demandas a Alemania”.

Macron y Gabriel

Macron y Gabriel se conocen bien, de la época en que ambos fueron ministros de Economía.

A su juicio, siendo el país económicamente más fuerte de la Unión Europea, Alemania debe respaldar a París. "No podemos seguir manteniendo una posición que en el fondo implicaba un creciente rechazo a Francia cuando se trataba de invertir en crecimiento y empleo”, afirmó Gabriel. De sus palabras se puede desprender un distanciamiento de la severa política de ahorro dentro de la UE; una política representada, sobre todo, por Merkel. También el nuevo jefe del Partido Socialdemócrata alemán, Martin Schulz, aboga por apoyar a Macron: "Y ahora, juntos, haremos de Europa algo mejor”. apuntó.

Tarea titánica

Los Verdes consideran que el nuevo presidente francés enfrentará una tarea titánica y deberá hacer que la gente recupere la confianza en la política. "De lo contrario, correrá el peligro de que durante su período siga fortaleciéndose el Frente Nacional, de extrema derecha”, señalaron los dirigentes verdes Katrin Göring-Eckardt y Cem Özdemir. La Izquierda, por su parte, aplaudió sobre todo la derrota electoral de la candidata de ultraderecha, pero advirtió que continuar una política poco social destruirá la UE. A juicio de la cúpula de este partido, "también los recortes sociales y otros ataques a los derechos de los trabajadores que planea Macron fortalecerían aún más a Le Pen en el futuro”.

Pero esas fueron unas de las pocas voces críticas que se escucharon el domingo por la noche en Berlín, donde resonó sobre todo un gran suspiro de alivio.

Jens Thurau (ERS/DZC)

DW recomienda