1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Política

Alemania y el Líbano enjuician a autores de atentados de Colonia

En Beirut y Düsseldorf se procesa a dos supuestos terroristas acusados de haber colocado dos bombas en trenes regionales en Alemania que no estallaron por defectos de fabricación. El atentado tuvo motivación integrista.

default

El libanés Youssef El Haj Dib, es acusado de múltiple intento de asesinato.


El Tribunal regional de Dusseldorf inició el proceso contra el ciudadano libanés Youssef El Haj Dib, acusado de colocar una bomba en un tren regional, que no estalló por defectos de fabricación. Haj Dib, según la fiscalía, colocó un maletín con una bomba en un tren regional que viajaba de Colonia a la localidad de Coblenza, al sur, mientras su cómplice, Jihad Hamad colocó un segundo explosivo en otro tren con destino Colonia- Dortmund, al norte, que tampoco explotó. Los hechos ocurrieron el 31 de julio de 2006.

El proceso ante el Tribunal Regional de Düsseldorf inició con el principal acusado, Youssef El Haj Dib. Jihad Hamad viajó al Líbano en donde fue detenido por la policía y puesto a disposición de la justicia local. Hamad fue condenado a 12 años de prisión el mismo día que comenzaba el juicio en Düsseldorf contra su cómplice. Hamad hizo una amplia confesión ante la justicia de su país. En ausencia, Haj Dib recibió una condena de por vida, después de que los jueces suavizaran una inicial condena de muerte.

Pruebas sólidas

Los dos presuntos terroristas fueron filmados por las cámaras de video del servicio de vigilancia de los ferrocarriles alemanes en el momento en que depositaban las bombas en los trenes. La fiscalía alemana considera que el atentado fallido, con el que querían causar el mayor número de muertos, obedecía a una motivación integrista. Hamad admitió en una amplia confesión en el Líbano que los atentados fueron una reacción de protesta a las caricaturas de Mahoma aparecidas en un diario danés, mismas que fueron reproducidas en varios periódicos alemanes.

La fiscalía alemana acusa a El Haj Dib, de 23 años, de preparar un atentado con explosivos e intento de asesinato múltiple. Según se lee en la acusación, el supuesto terrorista intentó crear un clima de miedo y terror para mermar la confianza de la población en la posibilidad de las autoridades alemanas de protegerlos de actos violentos.

Ola de terror en Europa

El atentado debía sumarse a los de Londres y Madrid como expresión de amenaza de la Yihad islámica que no se detiene ante las fronteras alemanas. Hamad aceptó en el Líbano que su intención y la de su cómplice era sumarse a la guerra santa y que sentían espiritualmente vinculados a Osama bin Laden y a Abu Musab al Zarkawi, líderes de Al Qaeda. En la computadora de Hamad fue encontrado un instructivo para la fabricación de bombas que había descargado el acusado de Internet.

La defensa del acusado en Alemania sostiene que las dos bombas colocadas en los trenes fallaron debido a un error de fabricación intencional. Que los jóvenes no querían provocar un atentado con muertos sino simplemente atemorizar a la población. El proceso ante el Tribunal regional de Dusseldorf se prolongará por lo menos hasta el verano del 2008. Los jueces se han citado a numerosos testigos que declararán en varias audiencias programadas hasta finales de abril. Se espera un complejo proceso.

DW recomienda