1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Ecología

Alemania tiene el agua más cara del mundo

La Semana Mundial del Agua 2008 en Estocolmo, se centra en las condiciones sanitarias de miles de personas en el mundo que a diario mueren por falta de agua potable. Pero los problemas con y por el agua son universales.

default

Kevin sólo en la piscina. Los niños en Alemania disfrutan sin restricciones la abundancia de agua, aunque sea cara.

Cada apertura del grifo o la ducha le cuesta a los consumidores en Alemania tanto como en ninguna otra parte del mundo. La razón: para los municipios alemanes el agua no es otra cosa que una fuente inagotable de ingresos por concepto de tarifas de consumo.

Las diferencias por países de los costos del uso del agua son inmensas. El usuario que emplee agua para su negocio en Alemania paga 1,91 euros por metro cúbico, si consume 10.000 metros cúbicos al año. En Francia, la misma persona paga sólo 1,27, mientras que en Estados Unidos sólo tendría que desembolsar 47 céntimos de euro.

Uso de aguas sucias en agricultura contamina cadena alimenticia

Pero los consumidores en países en desarrollo tienen que luchar contra problemas mayores: el riego de los campos cultivados con aguas sucias amenaza la salud de miles de personas. El uso de aguas no purificadas contamina la cadena alimenticia ocasionando epidemias, advierte Liqa Raschid-Sally, del Instituto Internacional para la Administración del Agua o IWMI, por sus siglas en inglés.

Según Raschid-Sally, el uso nocivo de aguas contaminadas en la agricultura se presenta, sobre todo en China, India y Vietnam, pero también en regiones circundantes de las grandes ciudades en el continente africano y América Latina.

Condiciones sanitarias en Semana Mundial del Agua 2008

Unos 2.500 científicos, políticos y delegados de 140 países debaten hasta este 23 de agosto sobre las condiciones higiénicas, el Medio Ambiente y el uso racional del agua.

A pesar de ser un bien básico para la higiene y el medio ambiente, el 40% de la población mundial, unos 2.600 millones de personas (entre ellas unos 980 millones de niños), carece de instalaciones sanitarias apropiadas.

La falta de agua potable o unas instalaciones sanitarias e higiene mínimas provoca la muerte semanal en el mundo de unas 42.000 personas, según la ONU. Aunque en las últimas décadas unos 1.200 millones de habitantes han conseguido acceder a estos servicios, todavía queda un largo camino para los 2.600 millones que aún no disponen de ellos.

125 millones sin alcantarillado en América Latina

En 2008, Año Internacional del Saneamiento Ambiental, se llama por ello la atención sobre la carencia de condiciones mínimas de calidad del agua. Su tratamiento residual es uno de los grandes problemas sanitarios y medioambientales que se acentuará en el futuro. En este sentido, los países de América del Sur son algunos de los más afectados por este problema. 125 millones de personas viven sin alcantarillado en América Latina.

Se calcula que con una inversión anual de apenas unos siete mil millones de euros (menos del 1% de los gastos militares mundiales en 2005) se reduciría a la mitad el número de personas que no dispone de saneamiento ambiental básico para 2015. Y si se mantuviera esta inversión, en una o dos décadas, todos los habitantes del mundo tendrían estos servicios básicos. Por su parte, una investigación de UNICEF asegura que por cada euro invertido en saneamiento, se puede ahorrar hasta 34 en costos de salud, educación y desarrollo económico.

DW recomienda