Alemania enviará armas a los soldados kurdos en Irak | Alemania | DW | 31.08.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Alemania enviará armas a los soldados kurdos en Irak

Berlín rompe así con una tradición y suministra armas por primera vez a una facción beligerante que no es aliada tradicional, interviniendo directamente en un conflicto armado.

Alemania enviará proyectiles antitanque y ametralladoras a los kurdos del norte de Irak que combaten a los fundamentalistas de Estado Islámico (EI). Así lo resolvió hoy (31.08.2014) el Gobierno de la canciller alemana, Angela Merkel, en una reunión en Berlín. Alemania ya ha enviado casi 180 toneladas de mantas, alimentos y medicamentos al norte de Irak. Asimismo, está lista para ser transportada una carga de 400 chalecos antibalas, cascos, 700 transmisores y 680 visores nocturnos y aparatos rastreadores de minas.

Según informó la ministra alemana de Defensa, Ursula von der Leyen, el objetivo es equipar con material bélico a una tropa de 4.000 soldados hasta finales de septiembre. "La situación en Irak es sumamente crítica", alegó la política democristiana. "Es nuestra responsabilidad humanitaria y nuestro interés en política de seguridad ayudar a los que sufren y frenar al Estado Islámico", señaló en un comunicado.

Polémica decisión

La decisión ha generado polémica en un país que abrazó el pacifismo como consecuencia de dos guerras devastadoras. Dos tercios de la población rechazan en las encuestas el envío de armamento. El Gobierno alemán tiene competencia exclusiva en este campo y el Parlamento no tiene atribuciones para revocarla.

Sin embargo, Merkel explicará mañana sus razones ante la Cámara Baja en una sesión extraordinaria en la que se celebrará una votación simbólica. La mayoría de los diputados de la coalición de gobierno de demócratas cristianos y socialdemócratas apoyará la medida, pero la oposición ha cerrado filas en contra. El gobierno alemán justifica este viraje alegando la necesidad de impedir más matanzas como las de los yazidíes y cristianos a manos de los fundamentalistas islámicos. "Se puede hablar de un genocidio", dijo Merkel.

Israel es la excepción

Esta no es la primera vez que se envían armas alemanas a una región en conflicto. Alemania provee desde hace décadas a Israel de armamento y equipamiento militar, independientemente de la situación en el Cercano Oriente. Pero se trata de una excepción. El derecho de existencia de Israel es política de Estado en Alemania desde el genocidio de los judíos de Europa a manos de los nazis.

Además de contar con expresa autorización, el suministro de armas germanas a Israel es fomentado con cientos de millones de euros de los contribuyentes alemanes. En el caso de Irak, Alemania respalda por primera vez a una facción en conflicto que no es un aliado tradicional. El gobierno autónomo kurdo de Irak persigue fines que son rechazados e incluso considerados peligrosos por Berlín. El presidente de la región kurda iraquí, Massud Barsani, quiere la independencia de Irak.

MS (dpa/efe)