1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Alemanes convertidos escalan en jerarquía terrorista de Al Kaida

La preocupación de las autoridades alemanas de seguridad es cada vez más grande. Alemanes radicales convertidos al islamismo llegan a rangos cada vez más importantes dentro de la jerarquía del grupo terrorista Al Kaida.

default

El terrorista turco-alemán Cüneyt Ciftci nacido en la ciudad alemana de Ansbach.

Según informaciones publicadas por la revista hamburguesa Der Spiegel, convertidos alemanes como Eric B. han escalado posiciones que los han llevado a estar, ahora mismo, bajo las órdenes directas de los máximos líderes de la organización terrorista en Afganistán. Otro de esos radicales es el ciudadano conocido como, Jalaluddin Haqqani, quien hasta ahora se creía muerto.

¿“Guerra Santa” a la germana?

“La Yijad durará hasta el día del juicio final y es tarea de todos los muchajedines hacer la Guerra Santa hasta el final”, dice este hombre de barbas rubias y desordenadas en un video al estilo de Osama Bin Laden y en un escenario en donde se ven ametralladores AK-47. Un video que las autoridades policiales internacionales han considerado como “sensación”.

El hombre que aquí lacónicamente amenaza con una guerra sin cuartel es Jalaluddin Haqqani. Un líder de Al Kaida que la Agencia alemana de Investigaciones Criminales (BKA), ha identificado como tal y que la policía internacional creía que había muerto víctima de ictericia.

¡Se busca!

Pero lo que para muchos es simplemente un nuevo video plagado de viejas amenazas contra Occidente, las autoridades berlinesas lo consideran un eslabón importante en la identificación y localización de varios alemanes que tras haber optado por cambiar de religión se han adherido a las filas talibanes, como el joven alemán de 20 años, Eric B., de la ciudad de Neunkirchen. Este “talibán germano” es buscado por la Interpol con la ayuda de una vasta campaña en Afganistán y Pakistán. Desde la primera semana de abril, su foto aparece pegada a paredes y columnas con la certera frase de “¡Se busca!.

Erich B. estaría bajo las órdenes del talibán que aparece en el último video de Al Kaida, concluyen las autoridades. La convicción de las autoridades alemanas parte del análisis del mencionado video en donde también se identifica al talibán alemán de origen turco, Cüneyt Ciftci, de 28 años y proveniente de la bávara ciudad de Ansbach.

Terrorista con acento turco-bávaro

Ciftci se ve allí preparando el ataque suicida que llevó a cabo en el distrito de Sabari, provincia de Khost, el reciente 3 de marzo en el que mató a dos ciudadanos afganos y dos soldados estadounidenses. Las imágenes muestran a este “talibán bávaro-turco” rezando antes de abordar el camión bomba en el que ocasionó la tragedia.

El documento fílmico prueba así mismo los contactos entre el movimiento terrorista talibán y la Unión Islamista para la Guerra Santa (USGS), afirma la BKA. Como el suicida Ciftci, también Eric B., alias "Abdul Rafar" y Houssain al-M. han mantenido contacto directo con la célula terrorista de la USGS, localizada en la región alemana de Sauerland.

Hijos y hermanos perdidos en maraña de ideas destructoras

La familia de Eric B. había ya expresado sus temores a las autoridades de que el grupo al que éste pertenecía llevara a cabo sus planes. “Erich ya no se considera alemán, sino solamente musulmán y se ha vuelto muy agresivo”, confesó su familia a los protocolos policiales.

La BKA está segura de que los radicales alemanes fueron entrenados en escuelas del terrorismo en Pakistán. De Alemania los talibanes germanos viajaron en 2007 a Egipto, en donde recibieron indoctrinación en una “Escuela para la enseñanza del Corán”, por parte de un líder radical previamente expulsado de Alemania. Este “predicador del odio” está dedicado, especialmente, a preparar a alemanes para la guerra confesional contra todos los no creyentes en Allah.

Imanes del odio propagan el terror

De El Cairo, los jóvenes radicalizados se dirigieron a Dubai. Y de allí entraron a Afganistán por la frontera irano-pakistaní. Allí empero, en diciembre de 2007, las autoridades les perdieron el rastro. Hasta ahora que dicho video revela la muy posible actividad de los jóvenes alemanes que decidieron convertirse en terroristas en nombre de un Dios y una causa ajenos.

DW recomienda